Frases de La llamada de Cthulhu

La llamada de Cthulhu

24 frases de La llamada de Cthulhu (The call of cthulhu) de Howard Phillips Lovecraft... Historia sobre una enorme criatura, comparable a una montaña, con cabeza de pulpo o calamar, y abotargado cuerpo de dragón. Su cuerpo escamoso está compuesto por una sustancia gelatinosa que lo hace indestructible.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Howard Phillips Lovecraft son: monstruos acuáticos, isla, extrañas criaturas, aventura marina, horror, mitos, criaturas gigantes, mitos de cthulhu.

Frases de Howard Phillips Lovecraft Libros de Howard Phillips Lovecraft

Frases de La llamada de Cthulhu Howard Phillips Lovecraft

01. Vinieron de las estrellas, y trajeron consigo sus imágenes.


02. Después de millones y millones de años el gran Cthulhu era libre otra vez.


03. Esa visión, como toda temible visión de la verdad, surgió de una unión casual de elementos diversos.


04. No está muerto quien puede yacer eternamente, y con el paso de los años la misma muerte puede morir.


05. El monstruo de los ídolos, el verde y viscoso demonio venido de otros astros, había despertado para reclamar sus derechos.


06. Algo terrible llegó a las colinas y valles con aquel meteoro, y algo terrible -aunque ignoro en qué medida- sigue estando allí.


07. En los primeros tiempos algunos hombres escogidos habían hablado en sueños con aquellos seres, pero luego algo había pasado.


08. (...) Murió porque sabía o quería saber demasiado. Es posible que me espere un fin semejante, pues yo también he aprendido mucho...


09. El profesor había decidido, también, no revelar lo que sabía, y si no hubiese muerto repentinamente, habría destruido sus notas.


10. ¿Qué isla desconocida era aquella en que habían muerto seis de los tripulantes, y acerca de la cual el contramaestre Johansen se mostraba tan reticente?


11. Conocían todo lo que ocurría en el mundo, pues su lenguaje consistía en la transmisión del pensamiento. En ese mismo instante hablaban en sus tumbas.


12. Hubo un estallido como el de un globo que se desinfla, un líquido inmundo como el que surge de un hendido pez luna, una hediondez como de mil tumbas abiertas...


13. Las estrellas eran otra vez favorables, y lo que un viejo culto no había podido lograr por su voluntad, un puñado de inocentes marineros lo hacía por accidente.


14. En cuanto al culto, afirmó que su centro debía de encontrarse en los desiertos intransitados de Arabia, donde Irem, la ciudad de los Pilares, sueña aún intacta y secreta.


15. El monstruo está más allá de toda posible descripción. No hay lenguaje aplicable a ese abismo de horror inmemorial, a esa pavorosa contradicción de todas las leyes de la materia, la fuerza y el orden cósmicos.


16. Sobre un cuerpo escamoso y grotesco, provisto de alas rudimentarias, se alzaba una cabeza pulposa y coronada de tentáculos; pero era el contorno general lo que la hacía más particularmente horrible. Detrás de la figura se esbozaba una arquitectura ciclópea.


17. Ya no podré dormir en paz mientras recuerde el horror que espera emboscado del otro lado de la vida, en el tiempo y el espacio, y aquellas malditas criaturas que vinieron de los astros más antiguos y que sueñan en las profundidades del mar.


18. A mi parecer, no hay nada más misericordioso en el mundo que la incapacidad del cerebro humano de correlacionar todos sus contenidos. Vivimos en una plácida isla de ignorancia en medio de mares negros e infinitos, pero no fue concebido que debiéramos llegar muy lejos.


19. Raíces tortuosas y nudos malignos de musgo retardaban la marcha, y de vez en cuando una pila de piedras húmedas o los fragmentos de una pared en ruinas hacían aún más depresiva aquella atmósfera que los árboles deformados y las colonias de hongos contribuían a crear.

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "La llamada de Cthulhu" de Howard Phillips Lovecraft.

Libros parecidos

Síguenos