Frases de Libro del desasosiego

Libro del desasosiego

30 frases de Libro del desasosiego (Livro do Desassossego) de Fernando Pessoa, libro de 1982.... Diario íntimo de un ayudante de contable en la ciudad de Lisboa en los años 30, donde el protagonista plasma sus divagaciones y ensueños, sus reflexiones estéticas, filosóficas y literarias, contraponiéndolos a lo gris de su vida cotidiana.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Fernando Pessoa son: aforismos, aislamiento, autobiografía, belleza estética, depresión, diario personal, falta de libertad, meditación, melancolía, paso del tiempo, sensibilidad, sentido de la vida, soledad, voluntad de vivir.

Frases de Fernando Pessoa Libros de Fernando Pessoa

Frases de Libro del desasosiego Fernando Pessoa

01. Vivir es ser otro.

Vivir


02. Soy un anaquel con frascos vacíos.

Dolor emocional


03. No siente la libertad quien nunca vivió oprimido.

Libertad


04. Los Dioses son una función del estilo.

Estilo


05. El corazón, si pudiese pensar, se pararía.

Latidos


06. Dios es que existamos y que eso no sea todo.

Dios


07. El aislamiento me ha tallado a su imagen y semejanza.

Aislamiento


08. Hay momentos en que todo cansa, hasta lo que nos descansaría.

Cansancio


09. Me siento tan aislado que puedo palpar la distancia entre mí y mi presencia.

Distancia


10. No saber de uno mismo; eso es vivir. Saber mal de uno mismo, eso es pensar.

Saber


11. Vivir me parece un error metafísico de la materia, un descuido de la inacción.

Descuido


12. La conciencia de la inconsciencia de la vida es el más antiguo impuesto que recae sobre la inteligencia.

Inconsciencia


13. Para mí, la vida es como una posada del camino, donde debo demorarme hasta que llegue la diligencia del abismo.

Abismo


14. El alma humana es un abismo oscuro y viscoso, un pozo que no se usa en la superficie del mundo.

Pozo


15. La civilización consiste en dar a algo un nombre que no le compete, y después soñar sobre el resultado.

Nombre


16. Pasar de los fantasmas de la fe a los espectros de la razón no es más que ser cambiado de celda.

Espectro


17. Escribo estas líneas, realmente mal anotadas, no para decir esto, ni para decir cualquier cosa, sino para ocupar en algo mi desatención.

Mal


18. Nos basta, si pensamos, la incomprensibilidad del universo; querer comprenderlo es ser menos que hombres, porque ser hombre es saber que no se comprende.

Universo


19. Soy como alguien que busca a ciegas, sin saber dónde ocultaron el objeto que no le dijeron qué es. Jugamos a las escondidas con nadie.

Saber


20. Aquello que, creo, produce en mí el sentimiento profundo, en que vivo, de incongruencia con los demás, es que la mayoría piensa con la sensibilidad y yo siento con el pensamiento.

Profundo


21. Los clasificadores de cosas, que son aquellos hombres de ciencia cuya ciencia consiste sólo en clasificar, ignoran, en general, que lo clasificable es infinito y por lo tanto no se puede clasificar.

Etiquetas


22. Nací en un tiempo en que la mayoría de los jóvenes habían de dejado de creer en Dios por la misma razón que sus mayores habían creído en Él

Jóvenes


23. Más terribles que cualquier muralla, he puesto verjas altísimas para demarcar el jardín de mi ser, de modo que, viendo perfectamente a los demás, perfectísimamente los excluyo y mantengo otros.

Muralla


24. A mí, cuando veo un muerto, la muerte me parece una partida. El cadáver me da la impresión de un traje abandonado. Alguien se fue y no necesitó llevar aquel traje único que había vestido.

Cadáver


25. La soledad me desoía; la compañía me oprime. La presencia de otra persona me descamina los pensamientos; sueño su presencia con una distracción especial, que toda mi atención analítica no consigue definir.

Oprime


26. No sé de un placer mayor, en toda mi vida, que el de poder dormir. El apagamiento integral de la vida y del alma, el alejamiento completo de todo cuanto es seres y gente, el no tener pasado ni futuro.

Descansar

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "Libro del desasosiego" de Fernando Pessoa.

Síguenos