Frases de Miguel Ángel Asturias

01. Sube la línea de mi vida con trazo igual a tus volcanes y luego baja como línea de corazón hasta mis dedos.

+ Frases de Dedos


02. Madre, te bendigo porque supiste hacer de tu hijo un hombre real y enteramente humano.

+ Frases de Madre


03. Toda obra, cualquiera que sea, literaria, política, científica, debe estar respaldada por una conducta.

+ Frases de Conducta


04. El poeta es una conducta moral.

+ Frases de Poeta


05. Sembrado para comer es sagrado sustento del hombre que fue hecho de maíz. Sembrado por negocio es hambre del hombre que fue hecho de maíz.

+ Frases de Negocio


06. Oigo pegando mis oídos al mapa vivo de tu suelo que llevo aquí, aquí en las manos, repicar todas tus campanas, parpadear todas tus estrellas.

+ Frases de Mapa


07. Para un pueblo hambriento e inactivo, la única forma en la que Dios puede aparecer es en la de comida y trabajo.

+ Frases de Comida


08. Hace calor de Dios, amor.

+ Frases de Calor

Autores relacionados

Gabriel García Márquez Gabriela Mistral Luis Cardoza y Aragón Mario Vargas Llosa

Miguel Ángel Asturias

Miguel Ángel Asturias
  • 19 de octubre de 1899
  • Ciudad de Guatemala, Guatemala (departamento), Guatemala
  • 9 de junio de 1974
  • Madrid, España

Escritor y diplomático guatemalteco, Miguel Angel Asturias es el novelista más importante de Guatemala, perteneciente a la llamada Generación de 1920, de la que también forman parte César Brañas y Luis Cardoza y Aragón entre otros.

Sobre Miguel Ángel Asturias

Novelista y cuentista del realismo mágico, influido en sus orígenes por el surrealismo, muy pronto, sin renunciar a esa impronta, se adentra en su campo predilecto: la mitología indígena, la propia tierra y la situación de los campesinos sometidos al yugo colonialista.

Hombres de maíz (1949) es reconocida por muchos como la obra maestra de Miguel Angel Asturias.

Novela típica del realismo mágico; en ella, lo más resaltable es que el autor logra, de forma casi sobrenatural (y sólo comparable con Juan Rulfo), acoplar el lenguaje y el ritmo de su prosa a los de la raza que retrata, sus fantásticas creencias, sus antiguas maneras y costumbres.

Recibió el Premio Nobel de Literatura en 1967 y un año antes, Miguel Angel Asturias obtuvo el Premio Lenin de la Paz.

Síguenos