Frases de El hombre de los círculos azules

El hombre de los círculos azules

23 frases de El hombre de los círculos azules (L'Homme aux cercles bleus) de Fred Vargas... En las calles de París comienzan a aparecer unos misteriosos círculos azules trazados con tiza y una leyenda que se repite. El comisario Adamsberg comienza a investigar.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Fred Vargas son: suspenso, muerte, crueldad, surrealismo, detective, asesinato, alcoholismo, investigador, hechos sin sentido aparente, vidas solitarias.

Frases de Fred Vargas

Frases de El hombre de los círculos azules Fred Vargas

01. Soy tan poco lógico...


02. (...) No necesitaba aislarse para estar solo.


03. Me marcho -añadió, para no irse sin decir nada.


04. Todo lo que es pequeño y cruel me preocupa.


05. Una lógica estúpida es el demonio de los espíritus débiles.


06. Trato de reflexionar. Y ¿A qué conclusiones llega? A ninguna, pero ya estoy acostumbrado.


07. (...) Tenía una forma distinta de la suya de echar a perder su existencia.


08. Hay gente así, que pasa por la vida sin que nadie advierta su existencia.


09. Este tipo, (...), está atento a todo y eso hace que no preste atención a nada.


10. Nacemos y morimos, y en medio nos deslomamos perdiendo el tiempo para hacer como que lo ganamos.


11. No, no olvidaría a aquella mujer, ese fragmento de la belleza del mundo a punto de romperse.


12. O bien es un fracasado a punto de tener éxito, o bien un triunfador a punto de fracasar.


13. Hastiado pero sin perder la serenidad, escribió al cabo de una hora: "No he encontrado nada que pensar".


14. Me pregunté por qué soy poli. Seguramente porque en este oficio hay cosas que buscar con posibilidades de encontrarlas.


15. A partir de ese día, cambié las sutilezas y las convicciones íntimas por las indecisiones y las banalidades públicas.


16. De la camisa, se había abotonado el botón del sábado con el del domingo, como decía su padre...


17. Las personas que nos abandonan realmente, jamás se toman la molestia de advertírnoslo en una carta de seis páginas.


18. El mejor modo de no tener miedo a la muerte es llevar una vida de gilipollas. Así no hay nada que lamentar.


19. El perrazo y yo charlamos durante todo el camino de las estrellas de la Osa Menor y de los huesos de vaca...


20. Todo el mundo se puso a mover la cabeza, no se sabe por qué. Hay momentos así, en los que todo el mundo mueve la cabeza.


21. Un maníaco regula su universo casi al milímetro. Si no, no vale la pena tener una manía. Una manía se forma para organizar el mundo, para constreñirlo, para poseer lo imposible, para protegerse de él.


22. Me doy cuenta de que tengo que renovar todas mis camisas. Lo que me gustaría es encontrar un atuendo universal. Entonces compraría treinta ejemplares, y ya no tendría que preocuparme del problema de la ropa hasta el fin de mis días.


23. El asesino se toma la vida con calma, ¿Verdad? (...) Degüella con guantes de cocina y luego se desembaraza de ellos un poco más lejos tirándolos a la reguera, como si fueran una simple bola de papel. Pero no dejan huellas. Eso es lo bueno de los guantes de goma: uno puede deshacerse de ellos quitándoselos sin tocarlos, y además son guantes que se encuentran por todas partes.

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "El hombre de los círculos azules" de Fred Vargas.

Libros parecidos

Síguenos