Frases de Miguel de Unamuno para meditar

Frases del escritor y filósofo Miguel de Unamuno, autor de "Amor y pedagogía", "Del sentimiento trágico de la vida", "Niebla", "Abel Sánchez" y "La tía Tula".

Frases de Miguel de Unamuno


Amor y pedagogía (1902)

Considerada su primera novela de ideas, cuenta la historia de Avito Carrascal, que cree que puede convertir a su hijo en genio aplicando los principios modernos de la pedagogía. Una crítica a la racionalidad

Frases de Miguel de Unamuno en Amor y pedagogía

01. - ¡Se ha enamorado! ¡Se ha enamorado! ¡Se ha enamorado! No vamos a tener genio...- ¿Es que los genios no se enamoran? -No, los genios no pueden enamorarse.

02. Hay tres clases de hombres: los que primero piensan y obran luego, o sea los prudentes; los que obran antes de pensarlo, los arrojadizos; y los que obran y piensan a la vez, pensando lo que hacen a la vez misma que hacen lo que piensan. Estos son los fuertes. ¡Sé de los fuertes!

03. ¡El amor! ¡Siempre el amor atravesándose en el sendero de las grandes empresas!

04. Caíste, y como tú caíste caerá él, y caerán todos y estaréis cayendo sin cesar.

05. El Universo se ha hecho, fíjate bien, se ha hecho y no ha sido hecho ni lo han hecho, el Universo se ha hecho para ser explicado por el hombre.

06. El amor...No es nominalista sino realista, no sube de lo concreto a lo abstracto, sino que baja de lo abstracto a lo concreto, es más platónico que aristotélico, empieza por enamorarse de la mujer y en cada individuación de ella no ve más que el género: solo más tarde parece concretarse... Parece, sí, porque en realidad solo se concreta en las pasiones heroicas, en las históricas, en las que han pasado a la leyenda, porque en ellas se concreta en absoluto lo abstracto.

Ver todas las frases de "Amor y pedagogía"

Del sentimiento trágico de la vida (1913)

Profunda incursión en la problemática existencial del hombre contemporáneo, donde el autor se distancia del Motor Inmóvil aristotélico y afirma la necesidad espiritual de creer en un Dios personal

Frases de Miguel de Unamuno en Del sentimiento trágico de la vida

01. El cielo de la fama no es muy grande, y cuántos más en él entren a menos tocan cada uno de ellos.

02. ¡Belleza, sí belleza! Pero la belleza no es eso, no es la del arte por el arte, no es la de los esteticistas. Belleza cuya contemplación no nos hace mejores no es tal belleza.

03. No basta pensar, hay que sentir nuestro destino.

04. Es nuestra vida una esperanza que se está convirtiendo sin cesar en recuerdo, que engendra a su vez a la esperanza. ¡Dejadnos vivir!

05. Los satisfechos, los felices, no aman; se duermen en la costumbre.

06. La envidia es mil veces más terrible que el hambre, porque es hambre espiritual.

07. La verdadera ciencia enseña, sobre todo, a dudar y a ser ignorante.

Ver todas las frases de "Del sentimiento trágico de la vida"

Niebla (1914)

Augusto Pérez, el protagonista de la historia, lleva una vida apática hasta que despierta a la vida a través del amor, llegando al mundo terrenal, al de los sentimientos encontrados

Frases de Miguel de Unamuno en Niebla

01. ¿Y qué es amor? ¿Quién definió el amor? Amor definido deja de serlo...

02. El mundo es un caleidoscopio. La lógica la pone el hombre. El supremo arte es el del azar.

03. La esencia del mundo es musical.

04. Ya tengo un objetivo, una finalidad en esta vida..., y es conquistar a esta muchacha o que ella me conquiste. Y es lo mismo. En amor lo mismo da vencer que ser vencido.

05. Me gusta esta costumbre de la rúbrica por lo inútil.

06. Mira, eso del amor es una cosa de libros, algo que se ha inventado no más que para hablar y escribir de ello. Tonterías de poetas.

07. El alma es un manantial que solo se revela en lágrimas.

Ver todas las frases de "Niebla"

Abel Sánchez (1917)

Dos amigos, Joaquín Monegro y Abel Sánchez, y el relato de los muchos sufrimientos que le provocan la envidia de uno hacia el otro. Todo empeora cuando Abel se casa con la mujer que amaba Joaquín

Frases de Miguel de Unamuno en Abel Sánchez

01. No, no creo en la libertad humana, y el que no cree en la libertad no es libre.

02. Aquel hombre no podía ser de su mujer, porque no era de sí mismo, dueño de sí, sino a la vez un enajenado y un poseído.

03. Te quiere con delirio.

04. Y al fin y al cabo no es más que espectáculo la vida.

05. La acción libra del mal sentimiento, y es el mal sentimiento el que envenena el alma.

06. (...) Es cuando empecé con terror a pensar si yo también seré inmortal y si será inmortal en mí mi odio.

07. (...) Hace más de cuarenta años que me estaba matando. Me envenenó los caminos de la vida con su alegría y con sus triunfos.

Ver todas las frases de "Abel Sánchez"

La tía Tula (1921)

Tras la muerte de su hermana Rosa y de la segunda esposa de su cuñado Ramiro, Tula se convierte en la madre de 5 niños. Historia donde se explora la dicotomía virginidad-maternidad ligada a los fundamentos del cristianismo

Frases de Miguel de Unamuno en La tía Tula

01. El amor, sí. ¿Amor? ¿Amor dicen? ¿Qué saben de él todos esos escritos amatorios, que no amorosos, que de él hablan y quieren excitarlo en quien los lee?

02. ¿Amor? No, ni cariño siquiera, sino algo sin nombre y que no se dice por confundirse ello con la vida misma.

03. Pero ¿Quién pone barreras al pensamiento?

04. Es porque le hablas como quien no quiere la cosa. Háblale como quien la quiere.

05. No puedo ser remedio contra nada. ¿Qué es eso de considerarme remedio? ¡Y remedio...Contra eso! No, me estimo en más...

06. (...) Pero yo no puedo buscarlos. No soy hombre, y la mujer tiene que esperar y ser elegida. Y yo, la verdad, me gusta elegir, pero no ser elegida.

07. Eso de amor...Sabe a libro; sólo en el teatro y en las novelas se oye el yo te amo; en la vida de carne y sangre y hueso el entrañable ¡Te quiero! Y el más entrañable aún callárselo.

Ver todas las frases de "La tía Tula"

San Manuel Bueno, mártir (1930)

Fe y duda, la dialéctica central del libro, encarnada en el personaje de Manuel, quién toma sobre sí la duda y la sufre por toda la comunidad que, sumida en el engaño, avanza cohesionada por una supuesta verdad no cuestionada

Frases de Miguel de Unamuno en San Manuel Bueno, mártir

01. ¿La verdad? La verdad...Es acaso algo terrible, algo intolerable, algo mortal; la gente sencilla no podría vivir con ella.

02. ¡Hay que vivir! Y él me enseñó a vivir, él nos enseñó a vivir, a sentir la vida, a sentir el sentido de la vida, a sumergirnos en el alma de la montaña, en el alma del lago, en el alma del pueblo de la aldea, a perdernos en ellas para quedar en ellas.

03. Hay que vivir. Y hay que dar vida.

04. Cree sin querer, por hábito, por tradición. Y lo que hace falta es no despertarle. Y que viva en su pobreza de sentimientos para que no adquiera torturas de lujo. ¡Bienaventurados los pobres de espíritu!

05. ¿Religión verdadera? Todas las religiones son verdaderas en cuanto hacen vivir espiritualmente a los pueblos que las profesan, en cuanto les consuelan de haber tenido que nacer para morir, y para cada pueblo la religión más verdadera es la suya, la que le ha hecho. ¿Y la mía? La mía es consolarme en consolar a los demás, aunque el consuelo que les doy no sea el mío.

06. Y hasta nunca más ver, pues se acaba este sueño de la vida...

Ver todas las frases de "San Manuel Bueno, mártir"

Miguel de Unamuno

Miguel de Unamuno - Sus mejores frases

Frases de Miguel de Unamuno para reflexionar sobre el amor, la vida, la muerte y la libertad, entre muchos otro temas.

Frases de sus libros

Libros de Miguel de Unamuno »

Enlaces

Síguenos