Frases de Sobre la belleza

Sobre la belleza

22 frases de Sobre la belleza (On Beauty) de Zadie Smith, libro de 2005.... Libro de Zadie Smith.

Frases de Zadie Smith

Frases de Sobre la belleza Zadie Smith

01. La mentira más grande que se haya dicho nunca del amor es que te hace libre.

Amor imposible


02. (...) Lo único que sabes hacer es ningunear a la gente. Tú no crees en nada, por eso te asustan las personas que tienen creencias, personas que se han consagrado a algo, a una idea.

Creencia


03. A ti te aterra todo el que cree en algo...

Creer


04. Tú haces chistes, pero no tienen gracia.

Chistes


05. Todo es lo mismo, hace tiempo que pienso en todo esto... Todo forma parte de, de esa especie de velo de... De fatalidad que ha caído sobre esta casa: no podemos hablar en serio de nada, todo el mundo tiene miedo de hablar por si lo que dice te parece un lugar común o una parida...Tú eres una especie de jodido policía del pensamiento.

Fatalidad


06. Es fácil confundir a una mujer con una filosofía...

Filosofía


07. Representa el amor, la belleza, la pureza, el ideal femenino y la luna... y es el mystére de los celos, la venganza y la discordia, pero, por otro lado, del amor, el constante amparo, la buena voluntad, la salud, la belleza y la fortuna.

Femenino


08. En un susurro, se puso a suplicar y, mientras el sol se ponía, obtuvo eso que siempre mendiga la gente: un poco más de tiempo.

Susurros


09. Nuestros recuerdos se hacen cada día más hermosos y menos reales.

Recuerdo


10. La verdad está en la cara más que en cualquier parte. Pienso que nosotras, las mujeres, sabemos que la cara tiene un hondo significado. Los hombres tienen la habilidad de convencerse a sí mismos de que no es así.

Cara


11. En las universidades la gente se olvida de cómo se vive.

Universidades


12. ¡Pero es que, en un funeral, tu única obligación consiste en aceptar que alguien ha muerto!

Funeral


13. En Inglaterra la nieve no te atasca el buzón. Casi nunca ves tiritar a una ardilla ni tienes que agarrar la pala para desenterrar el cubo de la basura. Ello se debe a que en Inglaterra nunca hace mucho frío. Llovizna, hace viento, a veces graniza, y en enero hay algún que otro martes en el que van pasando las horas y la luz no acaba de llegar, y el aire está lleno de humedad y nadie soporta a nadie, pero, a pesar de todo, un buen jersey y un chaquetón impermeable con forro de lana son suficientes para soportar cualquier inclemencia que pueda depararte Inglaterra.

Inglaterra


14. El arte es el mito de Occidente... Con el que nos consolamos y nos configuramos nosotros mismos.

Mito


15. El temor era respeto; el respeto, temor. Si no tienes temor no tienes nada.

Temor


16. Escuchar una hora de una música que apenas conoces y unos cantos en una lengua muerta que no entiendes es una experiencia extraña, con altibajos. Durante varios minutos te adentras en ella, sientes que comprendes. Luego, sin saber exactamente cómo ni cuándo, te encuentras divagando, aburrida o cansada por el esfuerzo, ajena a la música.

Escuchar música


17. El triste sino del joven que le hablaba por los auriculares, que pasaría la noche en la celda de una cárcel, no le parecía tan ajeno a su propia desgracia: una fiesta de aniversario plagada de profesores.

Auriculares


18. Se puso su abrigo de plumas, se despidió de sus hermanos con sendas palmadas entre las paletillas y pulsó play en su iPod, cuyos auriculares no se había quitado. Tuvo suerte. Era una bonita canción del hombre más gordo del rap, un genio hispano de doscientos kilos nacido en el Bronx.

iPod


19. (...) También es cada una de las personas que te han ido cambiando durante tu vida en este mundo: tus muchos amantes; tu familia; tus enemigos, la mujer sin nombre y sin rostro que se acostó con tu marido; el hombre con el que pensabas que te casarías, el hombre con el que te casaste.

Influencia


20. Cuando la gente se casa, suele entablarse una batalla para determinar cuál de las dos familias -la del marido o la de la esposa- predominará en la descendencia. Howard ha perdido la batalla, y con alegría. Los Belsey - mezquinos, tacaños y chinchosos- no son una estirpe por la que uno desee luchar.

Batalla


21. Mientras fomentemos una cultura del victimismo... Seguiremos educando víctimas.

Víctima


22. Cuando eres culpable, lo máximo que puedes solicitar es un aplazamiento del juicio.

Culpable

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "Sobre la belleza" de Zadie Smith.

Síguenos