Frases de Si una noche de invierno un viajero

Si una noche de invierno un viajero

28 frases de Si una noche de invierno un viajero (Se una notte d'inverno un viaggiatore) de Italo Calvino, libro de 1979.... A partir de un error de encuadernación, un Lector comienza la búsqueda del ejemplar correcto, descubre una red de falsificación y también a Ludmilla.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Italo Calvino son: historia de amor, intrigas, placer de leer, realismo mágico, universos paralelos.

Frases de Italo Calvino

Frases de Si una noche de invierno un viajero Italo Calvino

01. El texto, que cuando eres tú quien lo lees es algo que está ahí, contra el cual estás obligado a chocar, cuando te lo traducen en voz alta es algo que es y no es, que no consigues tocar.

Texto


02. Habría que comprender por encima del pliegue amargo de la boca qué hay que no sea pliegue amargo.

Amargo


03. Pero ¿Cómo fijar el momento exacto en que empieza una historia? Todo ha empezado siempre ya antes, la primera línea de la primera página de toda novela remite a algo que ha sucedido ya fuera del libro. O bien la verdadera historia es la que empieza diez o cien páginas más adelante y todo lo que precede es sólo un prólogo.

Exacto


04. Estoy convencido hace tiempo de que la perfección sólo se produce accesoriamente y por azar; por tanto no merece el menor interés, pues la verdadera naturaleza de las cosas sólo se revela en la destrucción.

Destrucción


05. La lectura que los amantes hacen de sus cuerpos (de ese concentrado de mente y cuerpo de que los amantes se sirven para ir a la cama juntos) difiere de la lectura de las páginas escritas en que no es lineal.

Cama


06. Hay muchos que viven a la espera de experiencias extraordinarias; de los libros, de las personas, de los viajes, de los acontecimientos, de lo que el mañana guarda en reserva. Tú no. Tú sabes que lo mejor que uno puede esperar es evitar lo peor.

Acontecimientos


07. El estímulo de la lectura me es indispensable, y de una lectura sustanciosa, aunque sólo consiga leer unas cuantas páginas de cada libro. Pero ya esas pocas páginas encierran para mí universos enteros, a cuyo fondo no consigo llegar.

Páginas


08. La lectura es un acto necesariamente individual, mucho más que el escribir. Admitiendo que la escritura logre superar la limitación del autor, sólo seguirá teniendo un sentido cuando sea leída por una persona aislada y atraviese sus circuitos mentales.

Lectura


09. Renunciar a las cosas es menos difícil de lo que se cree: todo estriba en empezar. Una vez que has logrado prescindir de algo que creías esencial, adviertes que puedes pasarte también sin alguna otra cosa, y luego aún sin otras muchas cosas.

Renunciar


10. Si se quisiera representar gráficamente el conjunto, cada episodio con su culminación requeriría un modelo de tres dimensiones, quizá de cuatro, ningún modelo, toda experiencia es irrepetible. El aspecto en el cual el abrazo y la lectura se asemejan más es que en su interior se abren tiempos y espacios distintos del tiempo y del espacio mensurable.

Modelo


11. Te atas el cinturón. El avión está aterrizando. Volar es lo contrario del viaje: atraviesas una discontinuidad del espacio, desapareces en el vacío, aceptas no estar en ningún lugar durante un tiempo que es también una especie de vacío en el tiempo; luego reapareces, en un lugar y en un momento sin relación con el dónde y el cuándo en que habías desaparecido.

Avión


12. No se asombre de verme siempre vagando con los ojos. En realidad éste es mi modo de leer, y sólo así la lectura me resulta fructífera. Si un libro me interesa realmente, no logro seguirlo más que unas cuantas líneas sin que mi mente, captando un pensamiento que el texto le propone, o un sentimiento, o un interrogante, o una imagen, se salga por la tangente y salte de pensamiento en pensamiento, de imagen en imagen, por un itinerario de razonamientos y fantasías que siento la necesidad de recorrer hasta el final, alejándome del libro hasta perderlo de vista.

Vista


13. Me gusta saber que existen libros que podré aún leer.

Leer


14. ¿Qué puerto puede acogerte más seguro que una gran biblioteca?

Puerto


15. La lectura es una operación sin objeto; o que su verdadero objeto es ella misma. El libro es un soporte accesorio o incluso un pretexto.

Pretexto


16. Todos los ojos de los indios están clavados en mí, ojos que como los de los niños miran un eterno presente sin perdón.

Indios


17. Leer es ir al encuentro de algo que está a punto de ser y aún nadie sabe qué será...

Punto


18. (...) Habrá sido eso, o habrá sido que en el desbarajuste general la juventud se reconoce a sí misma y disfruta.

Desorden


19. He experimentado una sensación de vértigo, como si no hiciera más que precipitarme de un mundo a otro y a cada cual llegase poco después de que el fin del mundo se hubiera producido.

Vértigo


20. Nadie tiene hoy en tan alto valor la palabra escrita como los regímenes policíacos.

Estado totalitario


21. De nuevo me veo desgarrado entre la necesidad y la imposibilidad de contestar.

Imposibilidad


22. (...) Porque escribir es siempre esconder algo de manera que después sea descubierto.

Descubierto


23. El aspecto en el cual el abrazo y la lectura se asemejan más es que en su interior se abren tiempos y espacios distintos del tiempo y del espacio mensurables.

Lectura


24. Sólo cuando me salga con naturalidad usar el verbo escribir en impersonal podré esperar que a través de mí se exprese algo menos circunscrito que la individualidad de un ser aislado.

Impersonal


25. La lectura es soledad.

Lectura


26. Usted escribe como hay animales que excavan guaridas.

Escribir


27. Los lectores son mis vampiros.

Vampiros


28. Lo mejor que uno puede esperar es evitar lo peor.

Peor

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "Si una noche de invierno un viajero" de Italo Calvino.

Síguenos