Frases de Patria

Patria

31 frases de Patria de Fernando Aramburu, libro de 2016.... El día en que ETA anuncia el abandono de las armas, Bittori se dirige al cementerio a visitar a su marido, asesinado por los terroristas. ¿Podrá convivir con quienes destruyeron su vida y la de su familia?.

Frases de Fernando Aramburu

Frases de Patria Fernando Aramburu

01. Pronto se dirá de vosotros, lo que suele ahora decirse de nosotros: ¡Murieron!

Desaparecer


02. Es lo único para lo que yo quiero que haya infierno, para que los asesinos continúen cumpliendo allí su condena eterna.

Condena


03. Que todo esto no nos haga malas personas.

Maldad


04. ¿Para qué callar lo que siento si, aunque me calle, no voy a dejar de sentirlo?

Callar


05. Soy parte de esa historia.

Parte


06. Solo hay tres opciones. Pagas, emigras o te la juegas. Lo que no me entra en la cabeza es por qué se ensañan conmigo después de haber pagado lo que me pidieron y sin hacerles esperar.

Opciones


07. Ya lo ves, las víctimas estorban. Nos quieren empujar con la escoba debajo de la alfombra. Que no se nos vea y, si desaparecemos de la vida pública y ellos consiguen sacar a sus presos de la cárcel, pues eso es la paz y todos tan contentos, aquí no ha pasado nada.

Impunidad


08. Qué gozada de vida, qué pena que uno se haga mayor.

Pena


09. El miedo, para el que lo necesite.

Miedo


10. Había contraído la fiebre de leer...

Fiebre


11. Tú lee todo lo que puedas. Reúne cultura. Cuanta más, mejor. Para que no te caigas al agujero en el que están cayendo muchos.

Agujero


12. En esta tierra nuestra la verdad murió hace mucho tiempo.

Verdad


13. Nos esforzamos por darle un sentido, una forma, un orden a la vida, y al final la vida hace con una lo que le da la gana.

Forma


14. Te preguntas: ¿Ha merecido la pena? Y por toda respuesta uno se encuentra con el silencio.

Respuesta


15. ¡Qué tres semanas! Todavía hoy, pasadas dos décadas, Nerea las trasladaría íntegras, con sus noches y sus días, con sus mañanas y sus tardes, a una imaginaria secuencia de los momentos estelares de su vida. Se le ocurre un título: Antología de la felicidad.

Felicidad


16. Les meten malas ideas y, como son jóvenes, caen en la trampa. Luego se creen unos héroes porque llevan pistola. Y no se dan cuenta de que, a cambio de nada, porque al final no hay más premio que la cárcel o la tumba, han dejado el trabajo, la familia, los amigos.

Trampa


17. Y por lo menos, mira, si se va a la tumba, que sepa que le he querido.

Tumba


18. Yo lo veo como una araña, siempre quieto, escondido, esperando a la presa.

Presa


19. A tu edad, ¿Cómo se puede ser tan viejo?

Viejo


20. La gente acudirá a la siguiente manifestación en favor de ETA, sabiendo que conviene dejarse ver en la manada. Es el tributo que se paga para vivir con tranquilidad en el país de los callados.

Manifestación


21. Mi pena no la pongo en un escaparate. Vosotros haced lo que queráis.

Pena


22. Escribí sin odio contra el lenguaje del odio y contra la desmemoria y el olvido tramado por quienes tratan de inventarse una historia al servicio de su proyecto y sus convicciones totalitarias.

Odio


23. Vivo con la persona que me ama y a la que amo. Imagino que para ti hablo en chino. ¿Qué va a entender de amor un pistolero?

Asesino


24. Esta sociedad, que hasta hace poco rezaba el rosario todas las tardes, ¿Tú crees que está preparada para un cambio de tanta envergadura?

Sociedad


25. Pedir perdón exige más valentía que disparar un arma, que accionar una bomba. Eso lo hace cualquiera.

Perdón


26. Camisas verdes, pantalones blancos. Y el del bombo, con la cara congestionada de felicidad etílica, parecía empeñado en aniquilar a golpe de estruendo las notas de sus camaradas. Así hasta que acabó la pieza.

Pantalones


27. Le metieron la cabeza en una bolsa de plástico. La falta de aire lo ponía frenético. Se resistía de pura angustia. Y, robusto como era, se necesitaron varios agentes para reducirlo. Dos, tres, sentados sobre él mientras otro se encargaba de cerrarle la bolsa en torno al cuello. La muerte estaba en esa bolsa. Hay un punto a partir del cual ya caes del otro lado. Entonces no hay oxígeno que te devuelva a la vida y habrían tenido que desprenderse del cuerpo. La boca abierta intentaba a toda costa aspirar una porción, por pequeña que fuera, de aire. Pero todo lo que entra es el plástico. Ellos conocen el punto crítico...A punto de perder el sentido, le permiten una toma de aire antes de ponerlo de nuevo al borde de la asfixia. Así en ocho, nueve ocasiones. Y al final, sí, perdió el sentido. Le contó al médico forense que lo habían torturado. Y el médico le replicó aburridamente que él solo podía consignar lesiones en el parte, de ninguna manera apreciaciones subjetivas o juicios de valor. ¿Algún hueso fracturado? ¿Alguna hemorragia? ¿Nada? En todo caso, que hablase con el juez, aunque no te va a servir de mucho. (...) no insistió. Y en adelante se limitó a aprovechar la visita a la enfermería para enterarse del día y la hora, y beber agua.

Oxígeno


28. ¿A mí qué me echas en cara? Aunque no le hablaba, era mi amigo. Y no le hablaba porque no se le podía hablar. Hicisteis mal. Os teníais que haber marchado del pueblo. Un año, dos, los que sean. Ahora él estaría vivo, podríais volver. Y además, estando fuera, muchos hasta os habríamos echado una mano.

Volver


29. Somos víctimas del Estado y ahora somos víctimas de las víctimas. Nos dan por todas partes.

Víctima


30. Pero un hombre puede ser un barco. Un hombre puede ser un barco con el casco de acero. Luego pasan los años y se forman grietas. Por ellas entra el agua de la nostalgia, contaminada de soledad, y el agua de la conciencia de haberse equivocado y la de no poder poner remedio al error, y esa agua que corroe tanto, la del arrepentimiento que se siente y no se dice por miedo, por vergüenza, por no quedar mal con los compañeros. Y así el hombre, ya barco agrietado, se irá a pique en cualquier momento.

Acero


31. No se te ocurra construir tu vida sobre la mentira y el silencio. Es lo peor, te lo aseguro.

Mentira

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "Patria" de Fernando Aramburu.

Síguenos