Frases de Las manzanas


¿Sabe usted qué es lo que me recuerda su persona? Pues un computador. Se está usted programando a sí mismo. Capítulo VI

Frases de programación


Bueno, supongo que comprendo lo que quiere decir -manifestó la señora Drake, a quien, evidentemente, se le notaba lo contrario. Capítulo VI

Frases de incomprensión


Siempre ha habido un mundo nuevo y valiente, pero sólo para gente muy especial, ¿Sabes? Estoy refiriéndome a las personas afortunadas. Son las que llevan a cabo la elaboración de ese mundo dentro de sí. Capítulo XI

Frases de especial


Usted es un hombre ansioso de belleza. Desea conseguir la belleza a cualquier costo. Yo lo que necesito es la verdad. Siempre la verdad. Capítulo XX

Frases de costo


Es viuda... Su esposo falleció hace muchos años...Era piloto de líneas aéreas. Murió en un accidente de tráfico. La desgracia la afectó muchísimo. Es un episodio desventurado de su existencia que no quiere evocar nunca. Capítulo XI

Frases de viuda


Había solamente una cosa de su persona que satisfacía plenamente a Hércules Poirot: su espléndido bigote. Y también la forma en que éste reaccionaba ante sus esmerados cuidados. El bigote en cuestión era magnífico. No sabía de nadie que conociese otro mejor. Capítulo XX

Frases de bigote


A lo largo de mi existencia he tenido que reflexionar mucho y casi siempre, de resultas de ello, sé elegir el camino más seguro. ¡Ah! Pero yo, como todo el mundo, a veces me equivoco, naturalmente. Capítulo XXI

Frases de malentendidos


Hombre y mujeres, criaturas incluso, mueren asesinados porque ofrecen la perspectiva de facilitar una ganancia, porque inspiran temor, porque despiertan amor también. Siempre existe un punto de arranque justificativo en mayor o menor grado... Capítulo XI

Frases de justificación


Sé que existe un proverbio que reza: "Errar es de humanos". Ahora bien, un error humano no tiene nada que ver con lo que haría un computador de caer en él. Capítulo XXIII

Frases de computadora


La gente que integra tales comités es muy celosa, atenta y conservadora. Y esto que tenemos aquí no se presta a esos manejos. Esto es algo salvaje. Mantener el paisaje de esta manera es más difícil que planear una ordenación convencional. Capítulo XX

Frases de salvaje


(...) Recordaba que, lo mismo en Bélgica que en aquel país, la misericordia exagerada se había traducido en nuevos crímenes, de los que resultaron víctimas inocentes que no tenían por qué haberlo sido si a todo se hubiese antepuesto la justicia, dejando la piedad como término secundario. Capítulo XIV

Frases de crímenes


En los tiempos que corrían no constituía una novedad, por desgracia, que los niños cometieran crímenes. Había habido en esos casos chicos de siete, de nueve años... Muy a menudo, resultaba tremendamente difícil dilucidar el camino a seguir con aquellos criminales naturales, al parecer, con los que desfilaban ante los tribunales que se ocupaban de la delincuencia juvenil. Había que especificar pretextos para defenderlos. Era preciso hablar de hogares deshechos, de padres negligentes, nada adecuados a su temperamento. Pero la gente que hablaba con más vehemencia de ellos, que argüía todas las excusas utilizables en mayor o menor grado, era gente del tipo de Rowena Drake, una mujer intransigente y severa..., salvo en esos casos. Poirot no estaba conforme con aquel modo de proceder. Él era un hombre que pensaba ante todo en la justicia. Recelaba a la hora de enjuiciar los efectos beneficiosos de la tolerancia excesiva. Capítulo XIV

Frases de delincuencia

Obras relacionadas

Las manzanas

Las manzanas (1969), Agatha Christie
  • Libro, 1969
  • Original: Hallowe'en party
  • Frases de Las manzanas: Joyce Reynolds, una muchacha con fama de mentirosa, dice haber presenciado un asesinato. Nadie le cree, pero cuando aparece muerta con la cabeza hundida en un barreño de manzanas todo cambia.

Las manzanas

Autor

Agatha Christie (1890-1976): Escritora, novelista, poeta y dramaturga inglesa, autora de "El asesinato de Roger Ackroyd" (1926), "Asesinato en el Orient Express" (1934), "Diez negritos" (1939) y "Se anuncia un asesinato" (1950).


Palabras clave

Detective Crímenes Misterio Asesinar testigos Falsa acusación Belleza estética Halloween

Síguenos en