Frases de La guerra no tiene rostro femenino

La guerra no tiene rostro femenino

42 frases de La guerra no tiene rostro femenino (The war's unwomanly face) de Svetlana Alexievich, libro de 1983.... Obra periodística que reúne relatos, recuerdos y vivencias de las miles de mujeres que combatieron en las filas del Ejército Rojo durante la segunda guerra mundial. Historias que merecen ser contadas.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Svetlana Alexievich son: basado en hechos reales, belleza estética, comunismo, ejército rojo, entrevistas, estalinismo, horror, la mujer en la segunda guerra mundial, mujeres combatientes, olvido, segunda guerra mundial, sentimientos, unión soviética, vida y muerte, voluntad de vivir.

Frases de Svetlana Alexievich Libros de Svetlana Alexievich

Frases de La guerra no tiene rostro femenino Svetlana Alexievich

01. En la guerra, el alma del ser humano envejece.

Consecuencias de la guerra


02. Textos. Textos. Los textos están en todas partes.

Texto


03. ¿Ahora le permiten escribir sobre estas cosas? Antes estaba prohibido...

Prohibición


04. Recordar asusta, pero no recordar es aún más terrible.

Recordar


05. Los sentimientos son más vivos, más fuertes que los hechos.

Sentimientos


06. Recordar es, sobre todo, un acto creativo. Al relatar, la gente crea, redacta, su vida.

Recordar


07. Para mí, lo más terrible de la guerra era tener que llevar calzones de hombre.

Ropa interior


08. Dejamos de llorar porque para llorar hacen falta fuerzas. Lo único que queríamos era dormir.

Llorar


09. (...) Incluso hablando de la muerte, las mujeres siempre mencionaban la belleza, ese eje indestructible de su existencia.

Indestructible


10. En la guerra está prohibido recordar lo más tierno... Lo tierno está prohibido. Es un tabú.

Tabú


11. Los tiempos cambian, pero ¿Y los humanos? Las repeticiones me hacen pensar en la torpeza de la vida.

Torpeza


12. Todos somos prisioneros de las percepciones y sensaciones "masculinas". De las palabras "masculinas". Las mujeres mientras tanto guardan silencio.

Sensaciones


13. No importa si es justo o no, pero matar es repugnante, sobre todo en los últimos días de guerra...

Repugnante


14. Hubiese podido vivir para mí misma, solo para mí misma. Pero yo quería vivir para los demás. Soy comunista...

Comunista


15. Las escucho cuando hablan...Las escucho cuando están en silencio...Para mí, tanto las palabras como el silencio son el texto.

Escucha


16. En esta guerra no hay héroes ni hazañas increíbles, tan solo hay seres humanos involucrados en una tarea inhumana.

Hazañas


17. Ay, nenas, qué puñetera fue esa guerra...Vista con nuestros ojos. Con ojos de mujer...Es horrenda. Por eso no nos preguntan...

Guerra


18. Creo que si en la guerra no me hubiera enamorado, no habría sobrevivido. El amor me salvó. Esa fue mi salvación...

Salvación


19. Nunca pude acostumbrarme al olor de la sangre...Había visto tanta sangre en la guerra que ya no podía aguantar más.

Sangre


20. ¿Hasta dónde llegan nuestras palabras y nuestros sentimientos? ¿Qué está condenado a ser inexplicable? Cada vez tengo más preguntas y menos respuestas.

Inexplicable


21. Vivimos las dos, vivimos del pasado. Nuestro pasado es bello. La vida era difícil, pero era bella y honesta, no me arrepiento. He vivido honestamente...

Difícil


22. Doy clases de Historia en la escuela...Desde que trabajo, los manuales de Historia se han reescrito tres veces. He enseñado a mis alumnos con tres manuales diferentes.

Historia


23. (...) Y comprende que la visión del ser humano es imposible sin la noción de la muerte. Que el misterio de la muerte está por encima de todo.

Misterio


24. No escribo sobre la guerra, sino sobre el ser humano en la guerra. No escribo la historia de la guerra, sino la historia de los sentimientos. Soy historiadora del alma.

Historiador


25. Usted es escritora. Invéntese algo. Algo bonito. Sin parásitos ni suciedad, sin vómitos... Sin olor a vodka y a sangre... Algo no tan terrible como la vida...

Suciedad


26. A cada herido le tenéis que decir que le amáis. Vuestro fármaco más potente es el amor. El amor protege, aporta las fuerzas necesarias para sobrevivir.

Sobrevivir


27. Nos moríamos por la vida aún sin saber qué era la vida. Solo habíamos leído de ella en los libros. A mí me encantaban las películas de amor...

Vida


28. Si me pongo a buscar... tengo pocas fotografías de la muerte... Si alguien moría, los chicos pedían: "¿Le hiciste alguna fotografía cuando estaba vivo?". Les queríamos vivos... Sonrientes...".

Fotografía

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "La guerra no tiene rostro femenino" de Svetlana Alexievich.

Síguenos