Frases de Gris de campaña

Gris de campaña

14 frases de Gris de campaña (Field Grey) de Philip Kerr, libro de 2010.... Tras ser obligado por el gobierno cubano a espiar al conocido mafioso Meyer Lansky, Bernie Gunther es encarcelado y debe aceptar un pedido que puede costarle la vida.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Philip Kerr son: agencias de inteligencia, detective privado, espías, guerra fría, mafia.

Frases de Philip Kerr

Frases de Gris de campaña Philip Kerr

01. Usted tiene más hilos sueltos que el costurero de una vieja.

Hilo


02. (...) Necesitaba un buen detective de homicidios. No un nazi con un hacha antisemita.

Homicidio


03. Es lo que pasa con las armas: siempre parecen un juguete, hasta que comienzan a matar personas.

Armas


04. La mayoría de los berlineses eran respetuosos con la ley, excepto si eran comunistas o nazis.

Berlín


05. Cuando estás en la cárcel miras mucho. Miras las paredes. Miras el suelo. Miras el techo.

Cárcel


06. Ah, sí. Verá, como viven en una república, los franceses se muestran muy impresionados por los títulos aristocráticos.

Franceses


07. (...) Tenía el tipo de facciones débiles y sin personalidad típicas de algunos criminales de guerra y asesinos de masas.

Criminales


08. No me gustan los delincuentes que quebrantan las leyes -dije. - ¿De qué otra clase puede haberlos? -De los que hacen las leyes.

Delincuencia


09. Apele a su sentido del juego limpio. Es probable que lo guarde en una caja de cerillas, junto con su sentido del humor.

Sentido del humor


10. Algunas veces yo también me siento de esa manera: naces solo y mueres solo, y el resto del tiempo estás librado a tu suerte.

Suerte


11. No te gustaría Argentina, Martin. Hace calor. Hay demasiados insectos. Y montones de judíos. Con el inconveniente de que sólo te permiten matar a los insectos. También he oído que hay muchos alemanes. No. Sólo nazis.

Nazi


12. -Alemán -señalé-. Pero nunca nazi. -No hay diferencia -dijo el otro-. Al menos para mí. Además -manifestó el primero-, eras de las SS, y eso te convierte en algo peor que un asesino nazi. Te convierte en alguien que disfrutaba.

SS


13. Cuando María salió de la cárcel y se enteró de la muerte de su hermano, fue a Caimanera y trabajó como prostituta para hacerse con un arma. Eso ocurre con frecuencia. Para ser sincero, bastantes de nuestros hombres utilizan sus armas como moneda para comprar sexo. Después se limitan a denunciar que les han robado el arma. En cualquier caso, la siguiente ocasión en que el arma apareció, se utilizó para matar al capitán Balart.

Prostituta


14. Pensar que alguna vez me quejé en un restaurante. ¿Se lo puede imaginar? Devolver algo a la cocina porque no estaba bien cocinado. O regañar al camarero por servirme una cerveza caliente. Le digo que ahora me sentiría muy contento de aceptar aquella cerveza caliente. La felicidad consiste en eso, en la aceptación de esa cerveza caliente y en recordar que teníamos suficiente con aquello y no con este sabor del agua salobre en los labios partidos. Ése es el significado de la vida, amigo mío. Saber cuándo estás bien y no odiar ni envidiar a nadie.

Verdadera felicidad

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "Gris de campaña" de Philip Kerr.

Síguenos