Frases de Esta historia

Esta historia

22 frases de Esta historia (Questa storia) de Alessandro Baricco, libro de 2007.... Ultimo Parri, un individuo en búsqueda de sí mismo y de un amor imposible... bella y dramática historia de la difícil consecución de un sueño más allá de la razón.

Frases de Alessandro Baricco Libros de Alessandro Baricco

Frases de Esta historia Alessandro Baricco

01. Escribir es una forma sofisticada de silencio.

Escribir


02. Los muertos mueren, pero siguen hablando en nuestra voz.

Muertos


03. La gente vive años y años pero, en realidad, únicamente durante un tiempo vive de verdad, y es cuando consigue hacer aquello para lo que nació.

Años


04. No es importante el hecho de que las personas, al final, no consigan encontrarse. No traicionarse: eso es lo importante.

Encontrarse


05. No hay heroísmo en las penas que uno mismo se inflige; ni siquiera son penas, en verdad, sino inescrutables placeres.

Suplicio


06. Morir y poner un nombre –no se hace nada más sincero, probablemente, en todo el tiempo que está uno vivo y coleando en este mundo.

Sincero


07. Si amas a alguien que te ama, nunca desenmascares sus sueños.

Amor incondicional


08. No está triste la gente que espera, ni tampoco la que recuerda. Simplemente está lejos. Yo estoy esperando, me dijo. ¿Qué? Estoy esperando hacer aquello para lo que nací.

Espera


09. Y por primera vez, aunque de una manera confusa, intuyó que todo movimiento tiende a la inmovilidad y que sólo es hermoso el caminar que lleva hasta uno mismo.

Inmovilidad


10. Si hay algo que siempre me ha fascinado es la ceguera que tienen los padres respecto a los sueños de los hijos. Realmente, no los ven. No lo hacen por maldad.

Ceguera


11. En esta analogía, por otra parte, se revelaba, una vez más, que infinitas son las formas de poseer un cuerpo, y que no necesariamente la más instintiva es también la más irrevocable.

Cuerpo


12. Déjame ir a ver el sueño, la velocidad, el milagro, no me detengas con una mirada triste, esta noche, déjame vivir ahí mismo, en el límite del mundo, sólo esta noche, luego volveré.

Milagro


13. Cuando esperas o recuerdas, me dijo, no estás triste ni feliz. Pareces triste, pero se trata únicamente de que estás esperando o recordando. No está triste la gente que espera, ni tampoco la que recuerda. Simplemente, está lejos.

Espera


14. Unas vidas sin invierno, ¿Qué clase de vida serían? ¿Qué clase de vida son vuestras vidas de niños perennes y estivales? La permanencia de la semilla bajo la nieve: también esto nos es dado conocer. Y valorar.

Invierno


15. Me fui a la guerra para hallar de nuevo algo que no fuera únicamente niebla ilegible. En su seno me encontré con Caporetto, una larga experiencia en el vacío de toda clase de certezas, el eclipse total de todas las carreteras.

Carreteras


16. ¿Sabe cómo se puede saber si alguien te ama? Te ama de verdad, quiero decir. Nunca he pensado en ello. Yo sí. ¿Y ha encontrado una respuesta? Creo que es algo que tiene que ver con la espera. Si es capaz de esperarte, te ama.

Amor auténtico


17. Una habitación de hotel, cuando lo has recogido todo, y detrás de ti sólo queda el desorden, tu desorden, es una huella bellísima, y es una lástima que quienes la lean y la borren sean camareras aburridas, con el corazón en otra parte.

Hotel


18. Dame los labios de las señoritas que se posarán sobre el cristal, dame el aliento que lo empañará –dame el latido del corazón con que se están probando la ropa, en este momento, delante de los espejos españoles a los que toda mi vida envidiaré.

Ropa


19. Esta misteriosa circunstancia de que las cosas de nuestro pasado sigan existiendo incluso cuando salen del radio de acción de nuestras vidas y que es más, maduran, trayendo frutos nuevos en cada estación, para una recolección de la que nosotros ya no sabemos nada más. La persistencia ilógica de la vida.

Persistencia


20. Nadie tiene que pensar que está solo, porque en cada uno de nosotros vive la sangre de quienes lo engendraron, y es algo que se remonta hacia atrás, hasta la noche de los tiempos. De manera que sólo somos la curva de un río que viene desde lejos y que no se detendrá después de nosotros.

Interdependencia


21. Voy a construir una carretera, dijo. En algún lugar, no sé, pero la construiré. Una carretera como nadie se la haya imaginado nunca. Una carretera que acaba donde empieza...Y, ¿Sabe qué le digo? , la haré lo suficientemente larga para que quepa toda mi vida, curva tras curva, todo lo que mis ojos han visto y no han olvidado.

Carreteras


22. La belleza de una recta es inalcanzable, porque en ella están disueltas todas las curvas, todas las trampas, en nombre de un orden clemente y justo. Es algo que las carreteras pueden hacer, le dijo, pero que en cambio existe en la vida. Porque el corazón de los hombres no corre recto, y no hay orden, tal vez, en su caminar.

Carreteras

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "Esta historia" de Alessandro Baricco.

Síguenos