Frases de El fantasma de la ópera

El fantasma de la ópera

38 frases de El fantasma de la ópera (Le fantome de l'Opéra) de Gastón Leroux, libro de 1910.... Un misterioso personaje aterroriza a los actores, directores y espectadores que acudían a los espectáculos de la Ópera de París... Pero ¿qué pasará cuando el fantasma conozca a la joven corista Christine, su amor imposible?.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Gastón Leroux son: amor imposible, asesinato, catacumbas, fantasmas, máscara, misterio, parís, pasión por la música, secuestro, terror.

Frases de Gastón Leroux

Frases de El fantasma de la ópera Gastón Leroux

01. Nada había tan frío ni tan muerto como su corazón.

Frío


02. La vecindad de semejante compañero, lejos de anonadarme, me inspiraba un terror magnifico.

Terror


03. (...) Me dejó horriblemente perplejo, no podía dejar de estremecerme al pensar en el monstruo.

Monstruo


04. ¿Te imaginas quizá que llevo otra careta y que esto... esto... mi cara es una máscara?

Máscara


05. (...) Se encuentra frente al gran misterio... Al que hace temblar a la humanidad desde su origen: ¡lo desconocido!

Misterio


06. El hombre que se oculta tras esa horrible máscara mortuoria..., ¡El genio malo del cementerio de Perros!

Máscara


07. En París se vive siempre en un baile de máscaras, y no es en el foyer de la Opera.

Ópera


08. Permaneció viva llorando sobre mí... Junto conmigo... Lloramos juntos... ¡Oh! Dios, infinitamente bueno, en ese instante me concediste toda la felicidad del mundo.

Juntos


09. Bajo la máscara, sus ojos no me perdían de vista; sentía clavado en mí el peso de sus pupilas inmóviles.

Pupilas


10. ¡Pero ahora, de encontrarme lejos de aquellas catacumbas, no volvería! ¡No se vuelve para encerrarse en una tumba con un cadáver que te ama!

Cadáver


11. Hay una virtud en la música que hace que no exista nada en el mundo exterior fuera de esos sonidos que invaden el corazón.

La música y las emociones


12. No sé hasta dónde llegó mi imaginación ni dónde se detuvo. Pero la música se extinguió y volví a recobrar mis sentidos.

Escuchar música


13. Ahora quiero vivir como todos, quiero tener una mujer como todo el mundo. He inventado una máscara que me permite tener una cara como cualquier otro.

Máscara


14. No había nada más frío, nada más muerto que su corazón. ¡Había amado a un ángel y despreciaba a una mujer!

Ángel


15. El estado de éxtasis sublime en el que la música la sumergía en el momento en que este arte se manifestaba en ciertas condiciones excepcionales

Sublime


16. ¿Lloras? ¿Tienes miedo de mí? Sin embargo, en el fondo, no soy malo. Ayúdame y verás. ¡Sólo me ha faltado ser amado para ser bueno!

Bueno


17. Atravesó la Europa de feria en feria, y fue a completar su extraña educación de artista y de ilusionista en la fuente misma del arte, entre los gitanos.

Europa


18. Un consejo, señor, no se acerque nunca al lago... Y sobre todo, tápese los oídos si oye cantar la voz bajo el agua... la voz de la sirena.

Sirena


19. Tu alma es muy hermosa -repuso la voz grave del hombre- y te doy las gracias. No hay emperador que haya recibido regalo igual. Esta noche los ángeles lloraron en el cielo.

Ángeles


20. ¡Oh, para qué tantas palabras!... Usted lo ama, sin duda... Sus miedos, sus terrores, todo eso es también amor y del más delicioso. El amor que uno no se confiesa.

Duda


21. Gran artista como era, descubrió que, sencillamente, aquella dulce y suave criatura había llevado aquella noche al escenario de la Opera algo más que su arte, es decir, su corazón.

Escenario


22. ¡Usted no me quiere ni me ha querido nunca! (...) ¿Por qué entonces con su actitud, con la alegría de su mirada, con su mismo silencio me permitió usted concebir todas las esperanzas?

Actitud

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "El fantasma de la ópera" de Gastón Leroux.

Libros parecidos

Síguenos