Frases de Cómo ser buenos

Cómo ser buenos

20 frases de Cómo ser buenos (How to be good) de Nick Hornby, libro de 2001.... Katie Carr está casada con un aspirante a escritor cuya misantropía la desespera. Tras tener una aventura con un hombre joven todo su mundo de certezas se transforma en un mar de dudas.

Los principales temas, lugares o acontecimientos históricos que destacan en el libro de Nick Hornby son: aventuras amorosas, crisis de identidad, divorcio, infidelidad, londres, matrimonio, misántropo, problemas de pareja, relaciones sexuales prohibidas, sentido del humor, sexo, solidaridad, terapia.

Frases de Nick Hornby Libros de Nick Hornby

Frases de Cómo ser buenos Nick Hornby

01. El amor, resulta claro, es tan antidemocrático como el dinero, de forma que le llega a manos llenas a gente que tiene ya mucho amor: a los cuerdos, los sanos, los adorables...

¿Qué es el amor?


02. Soy racionalista, y no creo en genios, o en súbitos cambios de personalidad. Me gustaría que la ira de David se esfumara después de años y años de terapia.

Terapia


03. Se diría que incluso un mal médico en un mal día se siente mejor que un buen camello en un día óptimo, pero sospecho que tal cosa podría no ser cierta. Sospecho que los camellos tienen días en que todo encaja, en que venden y venden su mercancía, en que cierran sus tratos uno tras otro y vuelven a casa con el sentido del deber cumplido.

Camello


04. El problema de mis fantasías era que me saltaba todo lo que había entre la boda feliz y la feliz separación. Pero, claro, entre bodas y separaciones felices generalmente han pasado cosas infelices.

Divorcio


05. El cinismo es nuestro lenguaje común compartido, el Esperanto que ha cuajado realmente, y aunque yo no lo maneje con fluidez -me gustan demasiadas cosas, y no siento envidia por demasiada gente-, sé lo suficiente para salir del paso.

Cinismo


06. Es el acto mismo de leer lo que echo en falta, la oportunidad de apartarme más y más del mundo hasta hallar al fin un poco de espacio, un poco de aire no viciado, un aire que no haya sido respirado ya un millar de veces por mi familia.

Amor por los libros


07. Tengo para mí que el estado normal del ser humano es ya de por sí bastante dramático; no hace falta ser adicto a la heroína o un poeta de performances para experimentar lo extremo. No tienes más que amar a alguien.

Extremo


08. Y después del té jugamos al Scrabble para jovencitos. Somos la familia nuclear ideal. Comemos juntos, jugamos a juegos instructivos en lugar de ver la televisión, sonreímos un montón... Temo que en cualquier momento pueda matar a alguien.

Familia


09. Fue como si no tuviera fuerzas para resistir la tentación; mis sentidos se vieron impotentes ante ella. Podía oír el vacío, y gustar el silencio, y oler la soledad, y deseaba hacerlo más intensamente de lo que había deseado hacer cualquier cosa en toda mi vida.

Tentación


10. Llamadas telefónicas como las nuestras sólo tienen lugar cuando te has pasado varios años haciendo daño y siendo herido, y has llegado a una situación en la que cada palabra que pronuncias u oyes se convierte en algo codificado y cargado de sentido, algo tan complicado y lleno de trasfondo como una obra de teatro brillante y lúgubre.

Teléfono


11. Una no le pregunta a alguien que tiene un cuchillo en el estómago qué es lo que le haría feliz; la felicidad no es ya lo que está en juego, sino la supervivencia. De lo que se trata es de si se saca una el cuchillo del estómago y se desangra hasta morir o se lo deja dentro, confiando en el albur feliz de que el cuchillo siga restañándole la herida.

Cuchillo


12. La diferencia entre el sexo con David y el sexo con Stephen es la misma que entre la ciencia y el arte. Con Stephen es todo empatía e imaginación y exploración, y la conmoción de lo nuevo, y el resultado es... incierto, ya saben a lo que me refiero. David, sin embargo, aprieta este botón, luego este otro... y ¡Bingo! Las cosas suceden. Es como hacer funcionar un ascensor; igual de romántico, pero ciertamente igual de útil).

Romántico


13. ¿Ahora qué? ¿Qué sucede cuando las palabras fracasan?

Pelea


14. No creo en el cielo ni en nada. Pero quiero ser una persona que, si el cielo existiera, mereciera entrar en él.

Paraíso


15. Quiero sonar seca y ligera, como un buen vino blanco, pero me temo que lo que me sale es un poco más avinagrado de lo que sería deseable.

Buen vino


16. ¿Y si el sentido del humor es algo que -como el pelo- montones de hombres pierden con la edad?

Sentido del humor


17. Tiene la personalidad de los niños prodigio, aunque no un talento claramente perceptible.

Personalidad


18. Sólo un niño es capaz de decir lo indecible.

Niños


19. A veces hemos de ser juzgados por nuestros actos únicos.

Crítica


20. La cuestión es.. La cuestión es cómo me siento. No me importa lo que logre. Lo que no quiero es morirme con la sensación de no haberlo intentado.

Invencible

Obras similares

Obras que comparten tramas, ideas o sucesos históricos con "Cómo ser buenos" de Nick Hornby.

Síguenos