Frases de Stephen King - Página 5

Frases de Stephen King (página 5 de 10)

97. Hogar es contemplar la luna elevarse sobre la durmiente tierra baldía y tener a alguien a quien llamar para que se acerque a la ventana y te acompañe. "22/11/63" (2011)

Hogar


98. Su dolor había provocado una reacción emocional en mi, su lector. ¿Acaso no es eso lo que debe lograr un escrito sobresaliente? ¿Provocar una respuesta? "22/11/63" (2011)

Provocar


99. No mires por un agujero de un árbol si no quieres llevarte un disgusto. ¿Ha habido en la historia humana un agujero en un árbol más grande que Internet? "22/11/63" (2011)

Internet


100. La gente cree que soy una persona bastante extraña. Eso es incorrecto. Tengo el corazón de un niño pequeño. Está en un frasco de vidrio sobre mi escritorio.

Escritorio


101. Me hizo gracias descubrir que tenía uno de los globos en la mano; ni siquiera me había dado cuenta de haberlo desatado. Flotaba lentamente al final del hilo. "Un saco de huesos" (1998)

Hilo


102. Una buena idea es como un yo-yo que puede ir hasta el final de su cadena, pero no morir allí, sino que sólo duerme. Eventualmente se retrocede hasta en la palma de su mano.

Palma


103. Comparado con el hombre más vulgar que camina por la faz de la tierra y proyecta allí su sombra, el más brillante de los personajes de una novela no es más que un saco de huesos. "Un saco de huesos" (1998)

Vulgar


104. Es mejor no dejar las cartas de amor por ahí; pueden volver para torturarte...Pero no me torturaré yo mismo voluntariamente, y cuando cerré mi libro de sueños lo hice por voluntad propia. "Un saco de huesos" (1998)

Cartas de amor


105. Así que te vas y hay un impulso de mirar atrás, de mirar atrás sólo una vez mientras se extingue el crepúsculo. Pero tal vez no sea buena idea mirar atrás; así lo dicen todas las leyendas. "Eso" (1986)

Mirar atrás


106. Lo he dicho antes, y lo diré de nuevo. Cuando encuentras algo en lo que eres realmente talentoso, haces esa cosa (lo que sea) hasta que tus dedos sangren o tus ojos salgan expulsados de tu cabeza.

Dicho


107. La gente cree que el primer amor es dulce. Sin embargo, ese primer corazón roto es siempre el que más duele, el que más tarda en curarse, el que deja la cicatriz más visible. ¿Qué tiene eso de dulce? "Joyland" (2013)

Corazón roto


108. El último momento bueno siempre llega y, cuando se vislumbra la oscuridad avanzando sigilosamente hacia uno, te aferras a aquello que fue brillante y bueno. Te aferras como si tu vida dependiera de ello. "Joyland" (2013)

Aferrarse


109. La cosa más importante a la hora de generar suspenso es lograr la identificación con un personaje. Hay que tomarse el tiempo necesario y hacer que el lector se preocupe por los personajes de la historia.

Personaje


110. Bastante malo es que eso pueda transformarse en cualquier monstruo, a voluntad, y bastante malo es que pueda alimentarse de nuestros temores. Pero además, resulta ser un chistoso aficionado a los juegos de palabras. "Eso" (1986)

Monstruo


111. Me ha llamado alguien. Alguien a quien conocí hace mucho tiempo. En otro lugar. En aquella época sucedió algo. Hice una promesa. Todos prometimos que volveríamos si ese algo volvía a empezar. Y parece que ha empezado. "Eso" (1986)

Empezar


112. La vida cambia en un instante. A veces gira en nuestra dirección, pero con más frecuencia rueda lejos de nosotros, flirteando y haciendo señas mientras se marcha: Hasta la vista, cariño, fue bonito mientras duró, ¿verdad? "22/11/63" (2011)

Dirección


113. Pienso que a veces una cosa nos aterroriza porque descubrimos algo siniestro detrás de una cara bonita. Las cosas también nos asustan porque de alguna manera nos tocan alguna fibra sensible. Tememos a cosas que son diferentes de nosotros.

Siniestro


114. Los adultos tenían sus propios temores. Pero sus miedos eran, casi siempre, demasiado complejos. Los miedos de los niños solían ser más simples y más poderosos. Los miedos infantiles se convocaban con una sola cara... y si hacía falta un cebo, ¿A qué niño no le gustaba un payaso? "Eso" (1986)

Miedo


115. Sé valiente, sé leal, defiende a tu hermano, a tus amigos; cree, cree en todas las cosas que has creído: cree que, si dices a un policía que te has extraviado, él se encargará de llevarte sano y salvo a casa; cree que hay ratones que cambian los dientes de leche por monedas y que los Reyes Magos vienen en camellos a repartir juguetes. "Eso" (1986)

Creer


116. Uno de los libros que me impedía subir más alto era Steel Machine, de Thad Beaumont (con el seudónimo de George Stark). En aquellos días, los Beaumont tenían una casa de campo en Castle Rock, a menos de setenta kilómetros al sur de la nuestra en el lago Dark Score. Ahora Thad ha muerto. Se suicidó. No sé si tuvo algo que ver con el bloqueo del escritor. "Un saco de huesos" (1998)

Bloqueo


117. Cuando Bill Thompson (editor) me llamó para darme la noticia, pensé que sólo hablaría de u$s 5. 000 o algo parecido. ¡Pero él dijo U$S 400. 000! Mi esposa no estaba en casa y lo único que pude pensar en hacer fue salir corriendo a comprarle un secador de pelo. Corría a los tropezones por la calle y pensé que si no prestaba atención podía ser atropellado por un auto...

Esposa


118. Quería escribir un libro sobre el matrimonio y las consecuencias del matrimonio, sobre el amor y la fidelidad y la parte buena del matrimonio y para qué sirve. Me parece que a cualquiera le resulta tan difícil comunicarse con otro y que tal vez el verdadero propósito de estar casados durante mucho tiempo es que la única manera de que dos personas pueden comunicarse es si pasan mucho tiempo juntas y mantienen el diálogo.

Fidelidad


119. Algunas camareras de la tercera planta dicen que han oído ruidos como de algo que corriera. "El resplandor" (1977)

Ruido


120. Al doblar otra esquina, a la carrera, vio con un horror insidioso y sin resquicios que estaba en un callejón sin salida. "El resplandor" (1977)

Callejón sin salida

Autores relacionados

Dean Koontz Joanne Kathleen Rowling Stanley Kubrick