Frases de Mario Benedetti

No te rindas, por favor no cedas, aunque el frío queme, aunque el miedo muerda, aunque el sol se esconda, y se calle el viento, aún hay fuego en tu alma, aún hay vida en tus sueños. Porque la vida es tuya y tuyo también el deseo, porque cada día es un comienzo nuevo, porque esta es la hora y el mejor momento.

Frases de Sueños


Uno escribe para esclarecer la mente de un individuo, del ciudadano de a pie. Además, es una cuestión de conciencia. Si yo estoy en contra de la globalización de la economía, de la corrupción y de la hipocresía, lo digo y lo escribo. Justamente las causas en las que creo y que son derrotadas son las que me impulsan, porque gracias a que las defiendo puedo dormir tranquilo.

Frases de Globalización


Los años le regalen a uno más lucidez, porque las cosas empiezan a verse no sólo con los ojos del presente sino también con los del pasado, y entonces uno puede tener una visión más aproximada del futuro. Pero también, cuando uno se hace más viejo, el cuerpo se va deteriorando y la energía cambia, aunque el cuerpo es la meseta donde se apoyan las cosas del espíritu, ¿No?

Frases de Lucidez


Como decía José Martí, la patria es la humanidad. En todos los países, en los que uno ha estado y en los que no ha estado, hay gente que por lo que piensa, por sus actitudes, por lo que hace, por lo que siente, por su solidaridad, son como compatriotas de uno. La patria de cada uno está formada de esa gente. Porque en el propio país ha habido también torturadores, corruptos, y esos no son compatriotas míos.

Frases de Solidaridad


El espejo no miente; ahí uno va viendo las nuevas arrugas, las bolsas de los ojos...Y sin embargo, a veces, a pesar de los años que se tengan, el espíritu de un cuento o de un poema puede seguir siendo joven. Un poema que tiene alegría, que tiene una cosa vital, lo rejuvenece a uno. Lo mismo sucede muchas veces al escribir una historia de amor, aunque sea inventada: uno vuelve a sentir otra vez una cantidad de sentimientos que creía olvidados.

Frases de Historias de amor


A mí me cuesta ser cariñoso, inclusive en la vida amorosa. Siempre doy menos de lo que tengo. Mi estilo de querer es ése, un poco reticente, reservando, el máximo sólo para las grandes ocasiones. De modo que si siempre estuviera expresando el máximo ¿Qué dejaría para esos momentos (siempre hay cuatro o cinco en cada vida, en cada individuo) en que uno debe apelar el corazón en pleno? También siento un leve resquemor frente a lo cursi, y a mí lo cursi me parece justamente eso: andar siempre con el corazón en la mano. La tregua

Frases de "La tregua" (1960) Frases de Arriesgarse a ser feliz


(...) La pasé muy mal, me amenazaron de muerte, me separaron de mi ciudad, de mi mujer, y sólo por algún azar me fui salvando, pero no por hacer concesiones. Yo hubiera preferido no tener que recurrir al exilio, y sin embargo, en cierta forma el exilio me ayudó. Por un lado, empezaron a interesarse por mis libros, me hizo ser más conocido y eso hasta me permitió un alivio económico. Además, he aprendido mucho de la gente que fui conociendo en los diferentes países donde tuve que vivir. No de los gobiernos, porque de ellos no se aprende nunca nada, pero de la gente sí. Es como un fenómeno de ósmosis: uno le da a ese pueblo que lo recibe lo mejor que tiene y ese pueblo le devuelve cosas a uno.

Frases de Exilio

Influencias

Autores relacionados

Eduardo Galeano Gabriel García Márquez Jaime Sabines Jorge Luis Borges Julio Cortázar

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Poeta, ensayista, dramaturgo, crítico y escritor uruguayo, autor de "La tregua" (1960), "Gracias por el fuego" (1965), "Pedro y el Capitán" (1979), "Geografías" (1984) y "Las soledades de Babel" (1991).

Nombres

RealMario Orlando Hardy Hamlet Brenno Benedetti Farrugia

Biografía Mario Benedetti

Mario Benedetti nace en Paso de los Toros, siendo hijo de Brenno Benedetti y Matilde Farugia, quienes lo bautizaron con cinco nombres, siguiendo sus costumbres italianas.

Todos sus estudios los realiza en Montevideo, pasando por el Colegio Alemán, la Escuela Raumsólica de Logosofía y el Liceo Miranda entre otras instituciones.

En 1943 Mario Benedetti dirige la revista literaria "Marginalia" y dos años después integra el equipo de redacción del semanario "Marcha", donde es nombrado director literario en 1954 y permanece hasta 1974.

Tras el Golpe de Estado de 1973, renuncia a su cargo en la Universidad de la República y se exilia en Buenos Aires (Argentina), Perú, Cuba y finalmente Madrid (España).

En 1983 Mario Benedetti regresa a Uruguay y tiene una intensa actividad en defensa de los derechos humanos.

Entre las numerosas obras que publica, destacan "La tregua" (1960), "Gracias por el fuego" (1965), "Pedro y el Capitán" (1979), "Geografías" (1984) y "Las soledades de Babel" (1991).

Libros destacados

  • La tregua (1960)
  • Gracias por el fuego (1965)
  • Pedro y el Capitán (1979)
  • Primavera con una esquina rota (1982)
  • Geografías (1984)
  • Las soledades de Babel (1991)

Libros de Mario Benedetti »

Enlaces

Ocupación

Poetas » Poetas siglo XX » Poetas de Uruguay

Ensayistas » Ensayistas siglo XX » Ensayistas de Uruguay

Dramaturgos » Dramaturgos siglo XX » Dramaturgos de Uruguay

Críticos » Críticos siglo XX » Críticos de Uruguay

Escritores » Escritores siglo XX » Escritores de Uruguay

Síguenos en