Frases de Juan Domingo Perón - Página 8

01. Todas las doctrinas han sufrido terribles deformaciones en el mundo, y las deformaciones doctrinarias tienden a la diversificación de los grupos que las apoyan y terminan con disociar a las comunidades que las practican. No hay doctrina en el mundo que haya escapado a este tipo de deformación, por falta de unidad de doctrina. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Doctrina + Pensamientos de "Conducción política"


02. (...) Yo mandaba más que el gobierno en ese momento, porque yo mandaba sobre el corazón de muchos miles de hombres. Esa es, quizá, la primera condición para conducir. Es decir, actuar sobre el corazón de los hombres, no sólo sobré su voluntad, para que lo acompañen a uno conscientemente y de corazón. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Conducir + Pensamientos de "Conducción política"


03. La acción social en materia de vivienda deberá asegurar a los habitantes la posesión de una vivienda adecuada, higiénica y económica. La vivienda en su condición de propiedad individual tiene una función social que cumplir, y por ello ha de ser considerada bien de familia, garantizando el Estado su condición de tal. "Doctrina peronista" (1947)

+ Frases de Vivienda + Pensamientos de "Doctrina peronista"


04. Las doctrinas no son eternas sino en sus grandes principios, pero es necesario ir adaptándolas a los tiempos, al progreso y a las necesidades. Y ello influye en la propia doctrina, porque una verdad que hoy nos parece incontrovertible, quizá dentro de pocos años resulte una cosa totalmente fuera de lugar, fuera de tiempo y fuera de circunstancias. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Principios + Pensamientos de "Conducción política"


05. Los conductores son solamente hombres, con todas las miserias, aun cuando con todas las virtudes de los demás hombres. Cuando un conductor cree que ha llegado a ser un enviado de Dios, comienza a perderse. Abusa de su autoridad y de su poder; no respeta a los hombres y desprecia al pueblo. Allí comienza a firmar su sentencia de muerte. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Conductor + Pensamientos de "Conducción política"


06. Lo primero que hay que hacer para conducir es tener la masa, ya que "para hacer guiso de liebre lo primero que hay que tener es la liebre". Primero hay que formar el contingente que se va a conducir, porque con el conductor solo no se conduce nada. La conducción es posible cuando existe el objeto que se ha de conducir. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Masa + Pensamientos de "Conducción política"


07. La información es todo un arte. Cómo captar. Cómo descartar. Porque hay en la noticia, en el rumor, en todas esas cosas una acción sobre la que ha de decidir. Es necesario aislar lo que no conviene y hacer llegar solamente lo que conviene que llegue, porque de lo contrario se está induciendo al error y a la falsa apreciación. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Información + Pensamientos de "Conducción política"


08. No es fácil encontrar muchos hombres que sepan lo que quieren. Por eso lo primero que ha de surgir de una apreciación es: ¿Qué Quiero hacer? Ese es el objetivo. Esa es la finalidad para la cual uno trabaja. Se coloca el objetivo y entonces se extraen todas las conclusiones mirando el objetivo y cuáles son las que han de servir a ese objetivo. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Objetivo + Pensamientos de "Conducción política"


09. En los movimientos de hombres, en los movimientos colectivos, siempre la función más difícil es la de conducir. Por eso no existen muchos conductores en el mundo y muchas colectividades carecen de hombres que las sepan y las puedan conducir, porque la conducción es un arte, y los artistas no se forman, desgraciadamente, en las escuelas. Las escuelas dan técnicos, pero no dan artistas. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Conducción + Pensamientos de "Conducción política"


10. Algunos creen que una masa se conduce mejor cuanto más ignorante sea. Es teoría también de algunos conductores políticos. Cuanto más ignorante, mejor -piensan-, porque ellos la conducen según sus apetitos. Los apetitos propios de una masa de ignorantes son malos consejeros para la conducción, porque los apetitos están en contra de la función básica de la conducción: que sea una masa disciplinada, inteligente, obediente y con iniciativa propia. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Conducción + Pensamientos de "Conducción política"


11. La conducción sin método no va adelante. El método de la conducción, como es un método de acción, está basado en la observación de la situación, en su análisis, o sea en la apreciación, en su consecuencia, o sea la resolución (cómo se va a resolver el asunto), o sea el plan, y después la ejecución, y ver y comprobar cómo se realiza. Todo eso es el método de la conducción. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Conducción + Pensamientos de "Conducción política"


12. La conducción política es todo un arte y ese arte esta regido por principios, como todas las artes. Si no tuviera principios no sería un arte, así como una ciencia que no tiene leyes tampoco es una ciencia. La diferencia que hay entre la ciencia y el arte consiste en que la ciencia se rige por leyes, leyes que dicen que a las mismas causas obedecen los mismos efectos, y el arte se rige por principios que son comunes en su enunciación, pero que son infinitamente variables en su aplicación, y ahí está la dificultad del arte porque el arte no presupone solamente la aplicación de leyes, sino también la aplicación de principios en los cuales la creación representa el ochenta por ciento del fenómeno, y la creación no es producto de una técnica. La creación es producto de una inspiración que los hombres tienen o no. "Conducción política" (1952)

+ Frases de Principios + Pensamientos de "Conducción política"

Influencias

Autores relacionados

Evita

Juan Domingo Perón


Político, militar, estadista y presidente argentino en tres ocasiones, autor de "Doctrina peronista" (1947), "Veinte verdades peronistas" (1950), "Conducción política" (1952) y "La comunidad organizada" (1999).

Sobre Juan Domingo Perón

Juan Domingo Perón nació en el seno de una familia de clase media, de padre Mario Tomás y madre Juana Sosa y permaneció en su ciudad natal hasta los cinco años, momento en que la familia se trasladó a Camarones (Provincia del Chubut).

En 1905 se trasladó a Buenos Aires, para ingresar en el Colegio Militar de la Nación, donde obtuvo el grado de subteniente de Infantería tras recibirse en 1916.

Tras ser asignado a diferentes destinos, Juan Domingo Perón participa en el golpe de estado contra el presidente Hipólito Yrigoyen en 1930 y dos años más tarde, al asumir Agustín Justo la presidencia, es designado ayudante de campo del nuevo ministro de guerra, siendo su primer contacto con la política.

Inició su carrera política como secretario del Departamento Nacional del Trabajo, que en 1944 transformó en Secretaría de Trabajo y Previsión y desde ese cargo desarrolló políticas que favorecieron especialmente a los trabajadores.

En 1945 Juan Domingo Perón se convirtió en Vicepresidente y Ministro de Guerra, ganando paulatinamente respeto y notoriedad, sobre todo por el apoyo de los trabajadores no privilegiados llamados "descamisados" y por su popularidad y autoridad en el ejército.

Tras casarse con Eva Duarte, conocida popularmente como "Evita", es electo presidente de la Argentina en 1946, creando y organizando el Partido Peronista, llamado posteriormente Partido Justicialista, con el objetivo de industrializar al país, nacionalizar los servicios públicos, redistribuir la riqueza y reducir la dependencia con los mercados externos.

En 1952, gracias a la reforma de la constitución en 1949, Juan Domingo Perón logra ser reelegido como Presidente, pero numerosos conflictos y la muerte de Evita complican su mandato.

Tras un golpe de estado que lo obliga a exiliarse, retorna a la Argentina en 1973 y es electo presidente por tercera vez, falleciendo en el ejercicio de la presidencia.

Libros destacados

Ver todos sus libros »

Enlaces

Ocupación

Estadistas » Estadistas siglo XIX » Estadistas de Argentina

Militares » Militares siglo XIX » Militares de Argentina

Políticos » Políticos siglo XIX » Políticos de Argentina

Presidentes » Presidentes siglo XIX » Presidentes de Argentina

Síguenos