Frases de Joris-Karl Huysmans

La personalidad de sus angustias había desaparecido; habíanse ensanchado y dilatado éstas, habían perdido su esencia propia, habían salido de él mismo en cierto modo para combinarse con esa indecible melancolía que exhalan los paisajes amodorrados bajo el pesante reposo de las tardes. En rada

Frases de "En rada" (1887) Frases de Melancolía


¿Dónde y cuándo iba a buscar, en qué aguas sociales iba a echar la sonda para descubrir un alma gemela, un espíritu exento de ideas vulgares, que saludara el silencio como una merced, la ingratitud como un alivio, la aprensión como un abrigo y un puerto? A contrapelo

Frases de "A contrapelo" (1884) Frases de Almas gemelas


Ahora, después de la aristocracia de los linajes, le llegaba el turno a la aristocracia de las riquezas, el califato de los escritorios, el despotismo de la Rue du Sentier, la tiranía del comercio con su estrechez de miras, sus ideas venales, sus instintos ruines y egoístas. A contrapelo

Frases de "A contrapelo" (1884) Frases de Aristocracia


Y estos impulsos irrazonados, morbosos, sordos; estos simulacros de tentación, estas sugestiones diabólicas, para hablar como los creyentes, nacen sobre todo en los desdichados cuya vida está desarbolada, porque es propio de la angustia encarnizarse con las almas elevadas que abate, insinuándoles gérmenes de pensamientos infames. En rada

Frases de "En rada" (1887) Frases de Infame


En el silencio del anochecer, la hora de la cena, con los pies cerca del fuego, mientras que los platos se calentaban ante la rejilla de la chimenea, cerca del vino escanciado, era una delicia, y aquella sedante quietud envolvía los enojos del trabajo, la tristeza de la soltería. A la deriva

Frases de "A la deriva" (1882) Frases de Soltero


Quienes viven por sí solos, sin tener con quien hablar, que pasan sus vidas en sosegada contemplación, lejos de toda sociedad humana, criaturas como los trapenses y los prisioneros en reclusión aislada; Y nada demuestra que esos sabios varones o esos pobres diablos se pongan locos o tísicos. A contrapelo

Frases de "A contrapelo" (1884) Frases de Contemplación


Al mismo tiempo, descubrió que los librepensadores, esos sectarios de la burguesía que clamaban por una libertad absoluta a fin de sofocar las opiniones de los demás, sólo eran un hato de hipócritas descarados y ávidos, cuya inteligencia juzgó inferior a la de cualquier remendón de aldea. A contrapelo

Frases de "A contrapelo" (1884) Frases de Hipócritas


El corazón, que se dice que es el órgano más noble del hombre, tiene la misma forma que el pene, comúnmente considerado como el más innoble; El simbolismo no es inapropiado, porque el amor que viene del corazón pronto se extiende al órgano al cual se asemeja. Allá abajo

Frases de "Allá abajo" (1891) Frases de Simbolismo


(...) No se casó para renovar el desorden de su vida de soltero. Lo que quería era el alejamiento de los detalles odiosos, la sumisión de la servidumbre, el silencio de la cocina, la atmósfera dulzona, el ambiente aterciopelado y apagado, la existencia redondeada, sin ángulos para enganchar la atención en sinsabores. En rada

Frases de "En rada" (1887) Frases de Sumisión


(...) Casi todos eran miembros de la juventud estudiantil, esa gloriosa juventud cuyo pensamiento trivial asegura a las clases dirigentes la leva inmortal de su estupidez. El sr. Folantin veía desfilar ante sí todos los lugares comunes, todos los retruécanos, todas las opiniones literarias caducas, todas las paradojas usadas hacía ya más de cien años. A la deriva

Frases de "A la deriva" (1882) Frases de Dirigentes


(...) Y desesperadamente pensó en el deplorable estado de sus asuntos. En París, su fortuna perdida a consecuencia de la irremisible quiebra de un banquero demasiado ingenioso; En el horizonte, amenazadoras filas de futuros días negros; En su casa, una jauría de acreedores venteando la caída, ladrando a su puerta con tal rabia, que tuvo que fugarse. En rada

Frases de "En rada" (1887) Frases de Fuga


- ¡Qué época tan extraña! Precisamente en el momento en que el positivismo está en todo su apogeo, se despierta el misticismo y comienzan las locuras del ocultismo. -Pues siempre ha ocurrido así; los finales de siglo se asemejan. Todos vacilan y se turban. Cuando el materialismo se sobreexcita, se alza la magia. Este fenómeno reaparece cada cien años. Allá abajo

Frases de "Allá abajo" (1891) Frases de Materialismo

Influencias

Autores relacionados

Guy De Maupassant Michel Houellebecq Stéphane Mallarmé

Joris-Karl Huysmans


Escritor, novelista, poeta, pintor y crítico de arte francés, autor de "Aguas grises" (1880), "A la deriva" (1882), "El arte moderno" (1883), "A contrapelo" (1884) y "En rada" (1887).

Nombres

RealCharles Marie Georges Huysmans

Biografía Joris-Karl Huysmans

Descendiente de una larga línea de pintores flamencos, Joris-Karl Huysmans nace en París, hijo del litógrafo profesional de origen holandés Godfried Huysmans y la maestra Malvina Badin.

En 1856 su padre muere y se trasladan junto a su madre a la casa de sus abuelos, donde al poco tiempo comienza sus estudios en la "Pensión Hortus".

En 1866 Joris-Karl Huysmans obtiene su licencia y tiempo después inicia su carrera como empleado de sexta clase en el Ministerio del Interior y de Cultos.

Publica por su cuenta en 1874 su primer compilación de poemas en prosa, "Le Drageoir a épices" (La cajita de especias).

Dos años después Joris-Karl Huysmans publica sus primeras novelas, "Marta" (1877) y "Las hermanas Vatard" (1879), inspiradas por el Naturalismo de Émile Zola.

Inspirado por el pesimismo de Arthur Schopenhauer comienza a cambiar su perspectiva, expresando disgusto por la vida moderna, publicando entre otras obras "Aguas grises" (1880), "A la deriva" (1882) y "A contrapelo" (1884).

Tras una crisis radical, en 1892 Joris-Karl Huysmans vira hacia las enseñanzas de la Iglesia Católica, se retira en 1899 al monasterio benedictino de Ligugé, donde vive dos años.

En 1902 tiene las primeras manifestaciones de cáncer de boca, enfermedad que acaba con su vida en 1907.

Biografía de Joris-Karl Huysmans

Libros destacados

  • A la deriva (1882)
  • A contrapelo (1884)
  • En rada (1887)
  • Las hermanas Vatard (1879)
  • La catedral (1898)
  • Marta (1877)

Libros de Joris-Karl Huysmans »

Enlaces

Ocupación

Críticos » Críticos siglo XIX » Críticos de Francia

Escritores » Escritores siglo XIX » Escritores de Francia

Novelistas » Novelistas siglo XIX » Novelistas de Francia

Pintores » Pintores siglo XIX » Pintores de Francia

Poetas » Poetas siglo XIX » Poetas de Francia

Síguenos en