Frases de Ernest Hemingway

Lo tienes ahora, y ese ahora es toda tu vida. No existe nada más que el momento presente. No existen ni el ayer ni el mañana. ¿A qué edad tienes que llegar para poder comprenderlo? XXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Vivir el momento presente


Al terminar un cuento me sentía siempre vaciado y a la vez triste y contento, como si hubiese hecho el amor (....) aunque para saber si era bueno tendría que esperar a releerlo el día siguiente. París era una fiesta

Frases de Cuento


Estoy borracho; ya lo ves. Cuando no estoy borracho, no hablo. Tú no me has visto nunca hablar tanto. Pero un hombre inteligente se ve obligado a emborracharse algunas veces para poder pasar el tiempo con los imbéciles. XXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Imbécil


El fanatismo era una cosa extraña. Para ser fanático hay que estar absolutamente seguro de tener la razón y nada infunde esa seguridad, ese convencimiento de tener la razón como la continencia. La continencia es el enemigo de la herejía. XXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Fanático


El mundo es un buen lugar, valdría la pena defenderlo.

Frases de Mundo


Todo el mundo tiene necesidad de hablar con alguien -dijo la mujer de Pablo-; antes teníamos la religión y otras tonterías. Ahora debiéramos disponer todos de alguien con quien poder hablar francamente; por mucho valor que se tenga, uno se siente cada vez más solo. IX, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Soledad


(...) De todos los hombres, el borracho es el peor. El ladrón, cuando no roba, es como cualquier hombre. El estafador no estafa a los suyos. El asesino tiene en su casa las manos limpias. Pero el borracho hiede y vomita en su propia cama y disuelve sus órganos en el alcohol. XXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Alcohólico


No te engañes acerca del amor que sientas por alguien. Lo que ocurre es que las más de las gentes no tienen la suerte de encontrarlo...Habrá siempre gentes que digan que eso no existe, porque no han podido conseguirlo. Pero yo te digo que existe y que has tenido suerte, aunque mueras mañana. XXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Verdadero amor


Ya que su rabia se había disipado se encontraba excitado placenteramente con la tormenta, como le sucedía siempre con las tormentas. En una nevada, un temporal, un aguacero tropical o una tormenta de verano con muchos truenos en las montañas hallaba siempre una excitación que no se parecía a nada. Era como la excitación de la batalla, pero más limpia. XXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Aguacero


(...) Pero si tuviera que cambiar alguna vez, a mí me gustaría cambiarme por ti. Quisiera ser tú; porque te quiero mucho. -Pero yo no quiero cambiar. Es mejor que cada uno sea quien es. -Pero ahora no seremos más que uno, y nunca existirá el uno separado del otro. -Luego añadió -: Yo seré tú cuando no estés aquí. ¡Ay, cuánto te quiero... y tengo que cuidar de ti! XXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Nuestro amor


Me quieres, pero aún no lo sabes.

Frases de Querer


¡Qué pocas cosas conocemos de lo que hay que conocer! Me gustaría vivir mucho, en lugar de morir hoy, porque he aprendido mucho en estos cuatro días sobre la vida. Creo que he aprendido más que durante toda mi vida. Me gustaría ser viejo y saber las cosas a fondo. Me pregunto si se sigue aprendiendo o bien si no hay más que cierta cantidad de cosas que cada hombre puede comprender. Yo creía saber muchas cosas y, de verdad, no sabía nada. Me gustaría tener más tiempo. XXXVII, Por quién doblan las campanas

Frases de "Por quién doblan las campanas" (1940) Frases de Aprendizaje

Contexto histórico

Ateísmo Generación perdida Gran depresión Guerra Civil Española Minimalismo Premio Nobel de Literatura Segunda Guerra Mundial Suicidio Vanguardismo

Influencia en las frases de Ernest Hemingway

Autores relacionados

F. Scott Fitzgerald James Joyce John Steinbeck William Faulkner

Ocupación

Novelistas » Novelistas siglo XX » Novelistas de Estados Unidos

Corresponsales de guerra » Corresponsales de guerra siglo XX » Corresponsales de guerra de Estados Unidos

Escritores » Escritores siglo XX » Escritores de Estados Unidos

Periodistas » Periodistas siglo XX » Periodistas de Estados Unidos

Ernest Hemingway

Frases de Ernest Hemingway

Frases de Ernest Hemingway: Escritor, novelista, periodista y corresponsal de guerra estadounidense, autor de "Fiesta" (1926), "Adiós a las armas" (1929), "Por quién doblan las campanas" (1940) y "El viejo y el mar" (1952).

Nombres

RealErnest Miller Hemingway

Biografía Ernest Hemingway

De padre médico y madre amante de la música, Ernest Hemingway fue el segundo de tres hermanos que se criaron en un ambiente tranquilo y en contacto con la naturaleza.

En 1913 ingresa a la secundaria de "Oak Park and River Forest" (OPRF), donde se destaca en todas las asignaturas, especialmente las literarias.

Tras egresar en 1917, se traslada a Kansas y comienza a trabajar como reportero en el periódico "Kansas City Star".

Durante la Primera Guerra Mundial (1914-1918), Ernest Hemingway fue conductor de ambulancia para la cruz roja, siendo herido en 1918.

En 1919 regresa a Estados Unidos y continua su trabajo como periodista en el "Toronto star", y en 1922 se traslada a París (Francia).

Tras varios años de problemas económicos, en 1925 adquiere cierta notoriedad y vuelve a Estados Unidos.

Al estallar la Segunda Guerra Mundial (1939-1945) es destinado al mar de Las Antillas y luego a Europa como corresponsal de guerra, formando parte del desembarco en Normandía (Francia).

Retoma la escritura en 1950 y dos años después aparece "El viejo y el mar", novela por la que recibe un premio Pulitzer en 1953 y un año más tarde el Premio Nobel de Literatura por el conjunto de su obra.

Un 2 de julio Ernest Hemingway se dispara con una escopeta y acaba con su vida, no llegándose a establecer fehacientemente si fue buscado o en forma accidental.

Libros destacados

  • Fiesta (1926)
  • El viejo y el mar (1952)
  • Adiós a las armas (1929)
  • Por quién doblan las campanas (1940)
  • Tres relatos y diez poemas (1923)
  • En nuestro tiempo (1925)

Enlaces

Síguenos en