Frases de Enrique Lihn

No se dirige a nadie el corazón pero la que habla sola es la cabeza; no se habla de la vida desde un púlpito ni se hace poesía en bibliotecas.

Frases de Biblioteca


La mariposa no puede recordar que ha sido oruga así como la oruga no puede adivinar que sería mariposa porque los extremos del mismo ser no se tocan.

Frases de Oruga


De todas las desesperaciones, la de la muerte tiene que ser la peor ella y el miedo a morir, cruz y raya cuando ya se puede pronosticar el día y la hora.

Frases de Miedo a la muerte


¿Y qué será, Nathalie, de nosotros? Tú en mi memoria, yo en la tuya como esos pobres amantes que mientras se buscaban de una ciudad a otra, llegaron a morir.

Frases de Morir


La mariposa, en cambio, salta del capullo en el instante mismo de su transfiguración en que como una flecha de nacimiento abre los ocelos de sus alas a la luz.

Frases de Mariposa


Los recuerdos que no pudimos tener. No hay nada más difícil de olvidar. Las intenciones que no llegaron al acto, los actos suspendidos en la sorpresa y la violencia.

Frases de Olvidar


Como si el sueño fuera escrito en estrofas regulares, cada nocturno despertar significa el reacomodarse del cuerpo a su idea fija: que el enemigo monta guardia en él.

Frases de Sueño


Quien nos reduce a sombras en la sala de juego es una sombra él mismo menos libre que otras, una condensación de absurdos personajes algo como el horror de un álbum de familia.

Frases de Sombra


Si se ha de escribir correctamente poesía, no basta con sentirse desfallecer en el jardín, bajo el peso concertado del alma o lo que fuere y del célebre crepúsculo o lo que fuere.

Frases de Escribir


Si los que vienen alimentaran su nostalgia con una buena postal, al menos, del paseo nosotros seriamos capaces de recibirlos aquí en gloria y majestad pero ellos tienen su tambor y nosotros el nuestro.

Frases de Nostalgia


Para hacer el amor, allí estaba tu madre y el amor era el beso de otro mundo en la frente, con que se reanima a los enfermos, una lectura a media voz, la nostalgia de nadie y nada que nos da la música.

Frases de Hacer el amor


Su ayuda es mi sueldo. Su sueldo es la cuadratura de mí círculo, que saco con los dedos para mantener su agilidad. Su calculadora es mi mano a la que le falta un dedo con el que me prevengo de los errores de cálculo.

Frases de Sueldo

Contexto histórico

Cadáver exquisito Surrealismo

Influencia en las frases de Enrique Lihn

Autores relacionados

Gonzalo Rojas Nicanor Parra Vicente Huidobro

Ocupación

Poetas » Poetas siglo XX » Poetas de Chile

Dramaturgos » Dramaturgos siglo XX » Dramaturgos de Chile

Pintores » Pintores siglo XX » Pintores de Chile

Dibujantes » Dibujantes siglo XX » Dibujantes de Chile

Escritores » Escritores siglo XX » Escritores de Chile

Enrique Lihn

Frases de Enrique Lihn

Frases de Enrique Lihn: Poeta, dramaturgo, pintor, dibujante y escritor chileno, ganador del Premio Casa de las Américas por su obra Poesía de paso.

Biografía Enrique Lihn

Enrique Lihn realizó sus estudios básicos en el Saint George College y posteriormente en el Colegio Alemán.

En 1942 ingresó a la Escuela de Bellas Artes de la Universidad de Chile, para estudiar dibujo y pintura y siete años más tarde publica su primer libro de poemas Nada se escurre (1949).

Publicó junto a Alejandro Jodorowsky, "Quebrantahuesos", un periódico de oposición al surrealismo académico oficial.

Viajó por Europa como becario de la UNESCO, visitando Francia, Bélgica, Suiza e Italia.

Entre los años 1969 y 1971, Enrique Lihn fundó y publicó la revista "Cormorán", junto al escritor Germán Marín.

En 1966 recibe el "Premio Casa de las Américas" y un año después viaja a La Habana (Cuba), quedándose hasta 1968.

En 1972 se integró como profesor investigador de literatura en el Centro de Estudios Humanísticos de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de Chile, cargo que tuvo hasta su muerte en 1988.

En 1975, Enrique Lihn recibe una invitación del gobierno francés y allí escribe "Paris, situación irregular" y tres años más tarde obtuvo la "Beca Guggenheim", que le posibilita viajar a New York.

En 1979 regresa a Chile y publica "A partir de Manhattan", un texto que recoge la experiencia del poeta en Estados Unidos.

En 1988, Lihn fallece en Santiago de Chile, víctima de cáncer.

Libros destacados

  • Poesía de paso (1966)
  • La musiquilla de las esferas pobres (1969)
  • La orquesta de cristal (1976)
  • El arte de la palabra (1980)
  • Estación de los desamparados (1982)
  • Nada se escurre (1950)

Síguenos en