Frases de Emily Dickinson

El amor de Dios puede ser enseñado para que no parezcamos osos.

Frases de Dios


Uno aprende, cuando se hace viejo, que ninguna ficción puede ser tan extraña ni parecer tan improbable, como lo sería la simple verdad.

Frases de Ficción


El Cielo ronda tenazmente a aquellos que lo encuentran aquí abajo, y los arrebata.

Frases de Ronda


Vivir es tan asombroso que apenas deja espacio para otras ocupaciones, aunque los Amigos son, si cabe, un acontecimiento más hermoso.

Frases de Hermoso


Su pensamiento es tan solemne y cautivador que le deja a uno más fuerte y más débil también, a Sanción de la Dicha.

Frases de Sanción


La idea de que algún día miremos hacia abajo, y veamos los pasos torcidos que hemos dado, desde un lugar más seguro, debe ser algo precioso.

Frases de Pasos


Cada día la vida parece más poderosa, y puesto que tenemos el poder de existir, más asombrosa.

Frases de Poder


El genio es la ignición del cariño no del intelecto, como se supone la exaltación de la devoción, y en proporción a nuestra capacidad para eso, es nuestra experiencia del genio.

Frases de Genio


Una carta la siento siempre como la inmortalidad, porque es la mente sola sin el amigo corporal. Deudores en nuestra conversación de la actitud y del acento, parece que hay un poder espectral en el pensamiento que camina solo.

Frases de Inmortalidad


Cuando frecuentaba el bosque de pequeña, me decían que una serpiente podría picarme, que podría coger una flor venenosa o que los duendes me podrían raptar, pero continué yendo y no encontré sino ángeles, mucho más tímidos ante mí de lo que yo pudiera sentirme ante ellos.

Frases de Bosque


Si leo un libro y hace que mi cuerpo entero se sienta tan frío que no hay fuego que lo pueda calentar, sé que eso es poesía. Si físicamente me siento como si me levantasen la tapa de los sesos, sé que eso es poesía. Esta es la única manera que tengo de saberlo. ¿Hay alguna otra?

Frases de Poesía


Sólo sabemos toda nuestra altura si alguien le dice a nuestro ser: ¡Levanta! Y entonces, fiel consigo, se agiganta hasta llegar al cielo su estatura.

Frases de Altura

Contexto histórico

Guerra de Secesión Trascendentalismo

Influencia en las frases de Emily Dickinson

Autores relacionados

Edgar allan Poe Ralph Waldo Emerson Robert Frost Sylvia Plath Walt Whitman

Ocupación

Poetas » Poetas siglo XIX » Poetas de Estados Unidos

Naturalistas » Naturalistas siglo XIX » Naturalistas de Estados Unidos

Emily Dickinson


Frases de Emily Dickinson: Poeta estadounidense cuya poesía de alta integridad artesanal, lírica excepcional, naturalista y apasionada la colocan entre las grandes personalidades de la literatura americana.

Biografía Emily Dickinson

Emily Dickinson nació en una familia muy influyente en la sociedad puritana de su pueblo y su casa era frecuentada por la clase dirigente.

En 1940 fue anotada por los padres en la Academia de Amherst, recibiendo una sólida instrucción que incluía griego y latín.

En 1847 abandonó el hogar familiar para estudiar en el Seminario para Señoritas Mary Lyon de Mount Holyoke, donde permaneció menos de un año y abandonó a causa de una enfermedad.

A lo largo de su educación, la poetisa deslumbró por su inteligencia y rapidez mental, además de su humor y carisma arrollador.

Luego de la muerte de dos grandes amigos, Emily Dickinson se retiró de la vida social a los 30 años y durante el resto de su vida vivió como una ermitaña, manteniéndose únicamente en contacto con amigos a través de sus enigmáticas y epigramáticas cartas.

Esta época fue la de mayor inspiración, coincidiendo con la Guerra Civil Estadounidense (1861-1865).

Entre los pocos contactos que mantuvo con el exterior se encuentra su larga correspondencia, iniciada en 1862, con el clérigo y escritor Thomas Wentworth Higginson.

La poesía de Emily Dickinson llena de metáforas, con una sintaxis totalmente innovadora (a través del uso y abuso de guiones y mayúsculas), con un ritmo trepidante, desconcertaban a Higginson, quien le animaba a seguir escribiendo pero le recomendaba que no las publicara pues el público de la época nos las entendería.

Tras la muerte de la poetisa, fueron publicando gradualmente sus poemas, sumamente innovadores y sofisticados.

Libros destacados

  • Poemas de Emily Dickinson: Segunda serie (1891)
  • Poemas de Emily Dickinson (1890)
  • Poemas de Emily Dickinson: Tercera serie (1896)
  • El sabueso solo: Poemas de toda una vida (1914)
  • Otros poemas de Emily Dickinson (1929)
  • Poemas inéditos de Emily Dickinson (1935)

Enlaces

Síguenos en