Frases de Emil Cioran

Mi facultad de decepción sobrepasa el entendimiento. Ella es quien me hace comprender a Buda, pero también es ella quien me impide seguirlo.

Frases de Decepción


Los dolores imaginarios son, con mucho, los más, reales ya que se les necesita constantemente y se inventan porque no es posible prescindir de ellos.

Frases de Dolor


Lo que sé a los sesenta años, ya lo sabía a los veinte. Cuarenta años de un largo, superfluo trabajo de comprobación.

Frases de Trabajo


La obsesión del nacimiento, al transportarnos más acá de nuestro pasado, nos hace perder el gusto por el futuro, por el presente y hasta por el pasado.

Frases de Nacimiento


Se puede soportar cualquier verdad, por muy destructiva que sea, a condición de que sea total, que lleve en sí tanta vitalidad como la esperanza a la que ha sustituido.

Frases de Vitalidad


La imposibilidad de encontrar un solo pueblo, una sola tribu donde el nacimiento provoque duelo y lamentación, prueba hasta qué punto la Humanidad se encuentra en estado de regresión.

Frases de Regresión


Nuestro rencor proviene del hecho de haber quedado por debajo de nuestras posibilidades sin haber podido alcanzarnos a nosotros mismos. Y eso nunca se lo perdonaremos a los demás.

Frases de Rencor


Levantarnos como un taumaturgo resuelto a poblar su jornada de milagros, y caer de nuevo en la cama para rumiar hasta la noche penas de amor y de dinero...

Frases de Caer


En cuanto un animal se trastorna, comienza a parecerse al hombre. Observen a un perro furioso o abúlico: parece como si esperara a su novelista o a su poeta.

Frases de Novelista


Cuando más indiferentes me son las personas, más me turban; y cuanto más las desprecio, menos puedo acercarme a ellas sin tartamudear.

Frases de Desprecio


Fuera de la música, todo, incluso la soledad y el éxtasis, es mentira. Ella es justamente ambos, pero mejorados.

Frases de Importancia de la música


Lo esencial surge con frecuencia al final de las conversaciones. Las grandes verdades se dicen en los vestíbulos.

Frases de Final

Contexto histórico

Existencialismo Metafísica Segunda Guerra Mundial

Influencia en las frases de Emil Cioran

Autores relacionados

Arthur Schopenhauer Eugène Ionesco

Ocupación

Ensayistas » Ensayistas siglo XX » Ensayistas de Francia

Escritores » Escritores siglo XX » Escritores de Francia

Filósofos » Filósofos siglo XX » Filósofos de Francia

Emil Cioran

Frases de Emil Cioran

Frases de Emil Cioran: Escritor, ensayista y filósofo francés de origen rumano, autor de "Breviario de podredumbre" (1949), "Silogismos de la amargura " (1952), "La tentación de existir" (1956) y "Ese maldito yo 2" (1986).

Nombres

AliasCortesano del vacío
SeudónimoE.M. Cioran

Biografía Emil Cioran

Emil Cioran nació y pasó su infancia en la localidad rumana de Rasinari, hijo del sacerdote ortodoxo de etnia rumana Emiliano Cioran, y Elvira Comaniciu.

Terminada su educación inicial, asistió al Colegio Gheorghe Lazar en Sibiu (en esa época llamado "Hermannstadt") y luego continuó sus estudios de filosofía en la Universidad de Bucarest.

En 1937 ganó una beca para estudiar en Francia, por lo que se trasladó a París, donde vivió el resto de su vida.

En los primeros años de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945), formó parte de la Guardia de Hierro (movimiento fascista, ultranacionalista, y antisemita), aunque más tarde manifestó su arrepentimiento y pesar por su colaboración.

Sus primeros escritos fueron en rumano, pero posteriormente escribiría exclusivamente en francés, renunciando a su nacionalidad rumana y declarándose apátrida.

Poco después de su debut en francés, Emil Cioran comenzó a firmar sus obras como "E.M. Cioran", siendo la M utilizada por el escritor con fines exclusivamente fonética y de representación.

En 1949 publicó su primer libro francés, "Una Breve Historia de la decadencia", que le valió el "Premio Rivarol" (1950).

El pesimismo y amargura apocalíptica presente en su obra le valieron el mote de "cortesano del vacío".

Otras obras destacadas de Emil Cioran son "Breviario de podredumbre" (1949), "Silogismos de la amargura " (1952), "La tentación de existir" (1956), "Del inconveniente de haber nacido (1973) y "El crepúsculo del pensamiento" (1991).

Libros destacados

  • Silogismos de la amargura (1952)
  • Ese maldito yo (1986)
  • Breviario de podredumbre (1949)
  • La tentación de existir (1956)
  • La caída en el tiempo (1966)
  • Del inconveniente de haber nacido (1973)

Enlaces

Síguenos en