Frases de Dámaso Alonso

Sí, son fantasmas. Fantasmas: polvo y aire. Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Fantasma


Y paso largas horas preguntándole a Dios, preguntándole por qué se pudre lentamente mi alma, por qué se pudren más de un millón de cadáveres en esta ciudad de Madrid, por qué mil millones de cadáveres se pudren lentamente en el mundo. Dime, ¿Qué huerto quieres abonar con nuestra podredumbre? Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Madrid


No me digas que estás llena de arrugas, que estás llena de sueño, que se te han caído los dientes, que ya no puedes con tus pobres remos hinchados, deformados por el veneno del reuma. No importa, madre, no importa. Tú eres siempre joven, eres una niña, tienes once años. Oh, sí, tú eres para mí eso: una candorosa niña. Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Arrugas


He dicho varias veces que Hijos de la ira es un libro de protesta escrito cuando en España nadie protestaba. Protesta, ¿Contra qué? Contra todo. Es inútil quererlo considerar como una protesta especial contra determinados hechos contemporáneos. Es mucho más amplia: es una protesta universal, cósmica, que incluye, claro está, todas esas iras parciales. Pero toda la ira del poeta se sume de vez en cuando en un remanso de ternura. Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Protesta


Yo estoy cansado. Miro esta ciudad -una ciudad cualquiera donde ha veinte años vivo. Todo está igual. Un niño inútilmente cuenta las estrellas en el balcón vecino. Yo me pongo también... Pero él va más deprisa: no consigo alcanzarle: una, dos, tres, cuatro, cinco... Poemas puros

Frases de "Poemas puros" (1921) Frases de Cielo estrellado


La poca fe de mi cantar. Entre onda y cielo naufragué. Y era un dolor inmenso el mar. Poemas puros

Frases de "Poemas puros" (1921) Frases de Naufragar


No era de ritmo, no era de armonía ni de color. El corazón la sabe, pero decir cómo era no podría porque no es forma, ni en la forma cabe. Poemas puros

Frases de "Poemas puros" (1921) Frases de Ritmo


Madrid es una ciudad de más de un millón de cadáveres (según las últimas estadísticas). A veces en la noche yo me revuelvo y me incorporo en este nicho en el que hace 45 años que me pudro, y paso largas horas oyendo gemir al huracán, o ladrar los perros, o fluir blandamente al luz de la luna. Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Madrid


Sí: me buscas. Torpemente, furiosamente lleno de amor que buscas. No me digas que no. No, no me digas que soy náufrago solo como esos que de súbito han visto las tinieblas rasgadas por la brasa de luz de un gran navío, y el corazón les puja de gozo y de esperanza. Pero el resuello enorme pasó, rozó lentísimo, y se alejó en la noche, indiferente y sordo. Dime, di que me buscas. Tengo miedo de ser náufrago solitario, miedo de que me ignores como al náufrago ignoran los vientos que le baten, las nebulosas últimas, que, sin ver, le contemplan. Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Náufrago


Hiere, hiere, sembradora del odio: no ha de saltar el odio, como llama de azufre, de mi herida. Heme aquí: soy hombre, como un dios, soy hombre, dulce niebla, centro cálido, pasajero bullir de un metal misterioso que irradia la ternura. Podrás herir la carne y aun retorcer el alma como un lienzo: no apagarás la brasa del gran amor que fulge dentro del corazón, bestia maldita. Podrás herir la carne. No morderás mi corazón, madre del odio. Nunca en mi corazón, reina del mundo. Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Herir


¡Qué horrible viaje, qué pesadilla sin retorno! A cada instante mi vida cruza un río, un nuevo, inmenso río que se vierte en la desnuda eternidad. Yo mismo de mí mismo soy barquero, y a cada instante mi barquero es otro. Hijos de la ira

Frases de "Hijos de la ira" (1944) Frases de Pesadilla


Gota pequeña, mi dolor. La tiré al mar. Al hondo mar. Luego me dije: "A tu sabor, ¡Ya puedes navegar! " Más me perdió la poca fe...La poca fe de mi cantar. Entre onda y cielo naufragué. Y era un dolor inmenso el mar. Poemas puros

Frases de "Poemas puros" (1921) Frases de Navegar

Contexto histórico

Existencialismo Generación del 27 Guerra Civil Española

Influencia en las frases de Dámaso Alonso

Autores relacionados

Jorge Guillén Luis de Góngora Pedro Salinas Rafael Alberti Vicente Aleixandre

Ocupación

Críticos literarios » Críticos literarios siglo XX » Críticos literarios de España

Escritores » Escritores siglo XX » Escritores de España

Filólogos » Filólogos siglo XX » Filólogos de España

Poetas » Poetas siglo XX » Poetas de España

Profesores » Profesores siglo XX » Profesores de España

Dámaso Alonso

Frases de Dámaso Alonso

Frases de Dámaso Alonso: Escritor, poeta, crítico literario, profesor y filólogo español, autor de "Poemas puros" (1921), "Hijos de la ira" (1944), "Oscura noticia" (1944), "Hombre y Dios" (1955) y "Gozos de la vista" (1981).

Nombres

RealDámaso Alonso y Fernández de las Redondas
SeudónimoAlfonso Donado

Biografía Dámaso Alonso

Dámaso Alonso nació en la ciudad de Madrid y pasó su infancia y parte de su adolescencia en La Felguera (Asturias).

Terminados sus estudios iniciales, se trasladó a la ciudad de Madrid, donde comenzó a estudiar Derecho y Filosofía y Letras en el Centro de Estudios Históricos.

Mientras cursaba sus estudios universitarios tomó parte activa en las actividades de la Residencia de Estudiantes, donde conoció a Federico García Lorca, a Luis Buñuel, a Pepín Bello y a Salvador Dalí entre otros.

En 1921 publicó "Poemas puros", su primera obra poética de inspiración juanramoniana, que continuó con "El viento y el verso" (1925).

Entre 1930 y 1932 dictó clases en la Universidad de Oxford (Inglaterra), para luego trasladarse a España y ser catedrático en la Universidad de Valencia (1933) y posteriormente en la Universidad de Madrid (1941).

Tras la Guerra Civil Española (19361939) y conmovido por los acontecimientos que se viven en España, su poesía se tornó más existencialista, hecho que se evidencia en "Los hijos de la ira" (1944), "Hombre y Dios" (1955) y "Oscura noticia" (1959).

En 1945 Dámaso Alonso ingresó en la Real Academia Española, de la que llegó a ser director, y en 1959 fue elegido miembro de la Real Academia de la Historia.

Se destaca también su importante labor como filólogo, destacándose las obras "Ensayo de poesía española" (1945) y "Poesía española" (1950), donde se aboca al análisis y difusión de las disciplinas estilísticas, y el formalismo destinado a ejercer la crítica literaria.

Entre las numerosas distinciones que recibió, se destacan el Premio Nacional de Poesía (1927), el Premio Fastenrath (1944), la Orden de Alfonso X el Sabio (1977) y el Premio Miguel de Cervantes (1978).

Libros destacados

  • Hijos de la ira (1944)
  • Poemas puros (1921)
  • La lengua poética de Góngora (1935)
  • La Poesía de San Juan de la Cruz (1942)
  • Oscura noticia (1944)
  • Hombre y Dios (1955)

Enlaces

Síguenos en