Frases de Bahá'u'lláh

La prolación de Dios es una lámpara, cuya luz son estas palabras: Sois los frutos de un solo árbol y las hojas de una sola rama, proceded uno con otro con extremo amor y armonía, con amistad y compañerismo.

Frases de Frutos


En verdad te digo: de todos los hombres, el más negligente es aquel que disputa inútilmente y trata de sobresalir por encima de su hermano. Di: ¡Oh hermanos! Que las acciones y no las palabras, sean vuestro adorno.

Frases de Acciones


Es de hecho un hombre, quien, hoy, se dedica al servicio de toda la raza humana. El Gran Ser dice: Bienaventurado y feliz es aquel que se levanta para promover los mejores intereses de los pueblos y razas de la tierra.

Frases de Bienaventurado


Cuando acontezcan sucesos naturales estremecedores, recordad la fuerza y majestad de vuestro Señor, Quien todo lo escucha y lo ve, y decid: "El dominio es de Dios, Señor de lo visible y lo invisible, Señor de la creación".

Frases de Señor


Mi eternidad es mi creación; la he creado para ti. Haz de ella la vestidura de tu templo. Mi unidad es mi obra; la he forjado para ti; atavíate con ella, para que seas por toda la eternidad la revelación de mi ser imperecedero.

Frases de Revelación


Los más viles entre los hombres son aquellos que no dan ningún fruto en la tierra. Tales hombres son en verdad considerados entre los muertos; es más, ante la vista de Dios, mejores son los muertos que esas almas ociosas y despreciables.

Frases de Fruto


Eres el sol de los cielos de mi santidad; no dejes que la contaminación del mundo eclipse tu esplendor. Rasga el velo de la negligencia para que emerjas resplandeciente por detrás de las nubes y adornes todas las cosas con el atavío de la vida.

Frases de Esplendor


Eres como una espada de excelente temple, oculta en la oscuridad de la vaina, y cuyo valor es desconocido para el artífice. Por tanto, sal de la vaina del yo y del deseo, para que tu valor se haga manifiesto y resplandeciente ante todo el mundo.

Frases de Espadas


El mundo no es más que una apariencia, vana, una mera nada que lleva semejanza de realidad. No pongáis vuestros afectos en él. No rompáis el vínculo que os une con vuestro Creador y no seáis de aquellos que han errado y se han desviado de Sus caminos.

Frases de Vínculo


Yo no era más que un hombre como los demás, recostado en su lecho, cuando he aquí que las brisas del Todoglorioso me embargaron y me instruyeron en el conocimiento de todo cuanto ha sido. (...) Y Él me ordenó que alzara la voz entre el cielo y la tierra.

Frases de Voz


El bienestar de la humanidad, su paz y seguridad son inalcanzables, a menos que y hasta que su unidad esté firmemente establecida. Esta unidad no podrá jamás lograrse mientras se permita que los consejos que ha revelado la Pluma del Altísimo pasen desatendidos.

Frases de Unidad


Cuidado, no sea que los velos de la gloria os impidan beber de las aguas cristalinas de esta Fuente viva. Tomad, en este amanecer, el cáliz de salvación en el nombre de Quien hace despuntar el Día, y bebed a plenitud en alabanza de Quien es el Todoglorioso, el Incomparable.

Frases de Cáliz

Autores relacionados

Abdul Baha

Ocupación

Escritores » Escritores siglo XIX » Escritores de Irán

Religiosos » Religiosos siglo XIX » Religiosos de Irán

Bahá'u'lláh

Frases de Bahá'u'lláh

Frases de Bahá'u'lláh: Escritor y religioso persa fundador del bahaísmo, considerado por los creyentes de esa religión como la Manifestación de Dios y autor de "El libro más sagrado" (Kitáb-i-Aqdas, 1872).

Nombres

AliasPadre de los pobres
RealMirza Hussein-'Alí Nurí

Biografía Bahá'u'lláh

Bahá'u'lláh nació en el seno de una familia de linaje imperial persa, siendo su padre Mirzá Buzurg-i-Núrí, ministro del Gobierno y su madre Khadíjih Khánum.

Tras abandonar la carrera ministerial comenzó a trabajar en la beneficencia, logrando el apodo "Padre de los pobres" a finales de la década de 1830.

En 1844 su posición como defensor del babismo, movimiento precursor del bahaísmo, hizo que lo persiguieran y encarcelaran, tras la ejecución del fundador del babismo, Siyyid 'Alí-Muhammad (conodido como El Báb).

Tras no poder condenarlo a muerte debido a por su reputación personal, la posición social de su familia y las protestas de algunas embajadas occidentales, el clero lo castigó arrojándolo a una mazmorra llamada "Pozo Negro" (Siyah-Chal).

Su estadía de cuatro meses en el "Pozo Negro" se convirtió en la cuna de una revelación por la cual llegó a conocer el alcance de su misión.

Tras dejar la mazmorra inició un exilio de cuarenta años que lo llevó a Bagdad (Irak), y tiempo después a las montañas de Kurdistán (Irak-Irán), donde vivió dos años de meditación solitaria.

En 1856 volvió a Bagdad y su reputación como guía espiritual creció enormemente, y el temor de que tomara impulso la comunidad babí de Persia hizo que el Gobierno del Sah Mohammad Reza Pahlevi convenciera a las autoridades otomanas para que lo expulsaran.

En 1863 se dirigió a Estambul, capital del Imperio otomano y de ahí fue enviado prisionero a Adrianópolis (la actual Edirne) y tiempo después a la fortaleza-prisión de Akká (la antigua San Juan de Acre, Palestina).

Estando en Acre escribió "El libro más sagrado" (Kitáb-i-Aqdas, 1872), donde describe las leyes y principios esenciales que han de seguir sus seguidores y se lo considera el principal libro de las enseñanzas de su religión.

A finales de 1870 quedó en libertad y fijó su residencia en una mansión abandonada conocida como Bahjí, donde vivió el resto de su vida y tras su muerte el lugar se convirtió en sagrado para los bahaíes.

Bahá'u'lláh contrajo matrimonio en tres oportunidades, con Ásíyih Khánum en 1835, con su prima viuda Fátimih Khánum en 1849 y a finales de 1832 con Gawhar Khánum y tuvo 14 hijos en total.

Libros destacados

  • Las palabras ocultas (1857)
  • El libro más sagrado (1872)
  • Los siete valles (1858)
  • Los cuatro valles (1858)
  • Epístola al hijo del lobo (1891)
  • Gemas de misterios divinos (1863)

Enlaces

Síguenos en