Frases de Alan Watts

No es posible comprender la vida y sus misterios mientras uno trate de aferrarla. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Comprender


Un régimen continuo de alimentos ricos, o bien destruye el apetito o bien enferma a la persona que lo sigue. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Alimentos


(...) Esta es la actitud común del hombre hacia muchas de las cosas que ama, pues la mayor parte de la actividad humana tiene el propósito de hacer permanentes esas experiencias y alegrías que inspiran afecto porque son cambiantes. La música es una delicia debido a su ritmo y su flujo, pero en cuanto detenemos el flujo y prolongamos una nota o acorde más allá de su tiempo, el ritmo se destruye. Dado que la vida, de modo similar, es un proceso que fluye, el cambio y la muerte son sus partes necesarias. Esforzarse por su exclusión es esforzarse contra la vida. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Renovación


El futuro carece por completo de sentido e importancia a menos que, más tarde o más temprano, se convierta en presente. Así, planear para un futuro que no va a convertirse en presente es tan absurdo como planear para un futuro que, cuando llegue, me encontrará "ausente", empeñado en mirar por encima del hombro en vez de mirarle a la cara. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Planificación


Parecemos moscas que han caído en un recipiente con miel. Como la vida es dulce, no queremos abandonarla, pero cuanto más participamos en ella, tanto más atrapados, limitados y frustrados nos sentimos. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Mosca


El cuerpo humano vive porque es un complejo de movimientos, de circulación, respiración y digestión. Resistirse al cambio, tratar de aferrarse a la vida, es, pues, como retener el aliento: si persistes, te matas. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Aferrarse


El mañana y los planes para el mañana pueden carecer de significado absoluto, a menos que estemos en pleno contacto con la realidad del presente, dado que vivimos en el presente y solo en el presente. No hay más realidad que la realidad presente, de modo que, incluso si uno viviera indefinidamente, vivir para el futuro sería no entender las cosas durante toda la eternidad. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Nueva vida


Lo que hemos olvidado es que los pensamientos y las palabras son convenciones, y que es fatal tomar las convenciones con una seriedad excesiva. Una convención es una conveniencia social, como, por ejemplo, el dinero. El dinero nos libra de los inconvenientes del trueque, pero es absurdo tomar el dinero demasiado seriamente, confundirlo con la auténtica riqueza, puesto que no sirve en absoluto para comer o para vestirse con él. El dinero es más o menos estático, puesto que el oro, la plata, el papel moneda o un saldo bancario pueden "permanecer quietos" durante largo tiempo. Pero la auténtica riqueza, como la comida, es perecedera. Así, una comunidad puede poseer todo el oro del mundo, pero si no cuida de sus cosechas se morirá de hambre. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Seriedad


Todo el mundo puede amar, pero el amor solo puede salir al exterior cuando uno se convence de la imposibilidad y la frustración de intentar amarse a sí mismo. Esta convicción no se adquiere por medio de condenas, a través del odio a uno mismo y de insultar al amor propio; solo se adquiere con la conciencia de que uno carece de un yo al que amar. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Amor propio


Permanecer estable es evitar el intento de separarse del dolor, conociendo la imposibilidad de hacerlo. Huir del temor es temer, luchar contra el dolor es doloroso, tratar de ser valiente es estar asustado. Si la mente sufre, hay que aceptarlo así. El pensador no tiene más forma que su pensamiento. No hay escapatoria posible, pero mientras uno no sea consciente de la inseparabilidad del pensador y el pensamiento, tratará de escapar. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Consciente


Si nos aferramos a la creencia en Dios, no podemos además tener fe, ya que la fe no es aferrarse sino abandonarse. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Creencia


El hombre parece incapaz de vivir sin el mito, sin la creencia de que la rutina y el trabajo fatigoso, el dolor y el temor de esta vida tienen algún significado y un objetivo en el futuro. En seguida nacen nuevos mitos..., mitos políticos y económicos con promesas extravagantes de los mejores futuros en el mundo presente. Esos mitos proporcionan al individuo una cierta sensación de que existe un significado, al hacerle formar parte de un vasto esfuerzo social, en el que pierde parte de su propio vacío y soledad. Sin embargo, la misma violencia de estas religiones políticas revela la ansiedad que ocultan, pues no son más que el acurrucamiento de los hombres para gritar y darse ánimos en la oscuridad. La sabiduría de la inseguridad

"La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de "La sabiduría de la inseguridad" (1951) Frases de Mito

Influencias

Autores relacionados

Lao Tse Richard Dawkins

Alan Watts

Alan Watts

Filósofo, traductor, escritor, editor, sacerdote anglicano, locutor, profesor y ecologista inglés, autor de "La sabiduría de la inseguridad" (1951), "El camino del Zen" (1957) y "Vivir el presente" (1997).

Nombres

RealAlan Wilson Watts

Biografía Alan Watts

Alan Watts nació en el pueblo de Chislehurst, de padre Laurence Wilson Watts, representante de una compañía de neumáticos y madre religiosa Emily Mary Buchan.

Asistió a la escuela "King's School" en Canterbury (Kent) y luego comenzó a trabajar en una imprenta y tiempo después en un banco.

En 1936 asistió al Congreso Mundial de Religiones (World Congress of Faiths) en la Universidad de Londres, donde escuchó hablar de Teitaro Suzuki y comenzó en forma autodidacta a estudiar los fundamentos de las principales filosofías de la India y Asia oriental.

A finales de 1936 publica "El espíritu del zen" y en 1938, tras casarse con Eleanor Everett, se trasladó en forma definitiva a Estados Unidos y comenzó a profundizar sus estudios sobre Budismo Zen.

Tiempo después ingresó en una escuela de la Comunidad Anglicana en Evanston (Illinois), donde obtuvo una maestría en teología, pero un romance extra matrimonial lo obligó a dejar el ministerio y separarse de su esposa en 1950.

En 1951 Alan Watts se muda a California y comienza a dar clases en el "California Institute of Integral Studies", donde continúa profundizando sus conocimientos sobre Budismo Zen y cultura oriental.

Desde 1953 comienza un programa radial en la estación de radio "KPFA" que continúa hasta su muerte en 1973.

En 1957 publica "El camino del Zen", donde traza los rasgos principales de la filosofía Zen de un modo claro, ameno e instructivo, y analiza los puntos de contacto del Zen con el Tao y el budismo indio.

Alan Watts obtuvo un doctorado honoris causa por la Universidad de Vermont, en reconocimiento a su contribución al campo de las religiones comparadas.

En forma póstuma se publicaron numerosas obras de su autoría, entre ellas "El camino del Tao" (1975), "La vida como juego" (1982), "Budismo" (1995) y "Vivir el presente" (1997).

Libros destacados

  • El camino del Zen (1957)
  • Vivir el presente (1997)
  • El espíritu del zen (1936)
  • La sabiduría de la inseguridad (1951)
  • Psicoterapia del Este, Psicoterapia del Oeste (1961)
  • La vida como juego (1982)

Enlaces

Ocupación

Ecologistas » Ecologistas siglo XX » Ecologistas de Inglaterra

Editores » Editores siglo XX » Editores de Inglaterra

Escritores » Escritores siglo XX » Escritores de Inglaterra

Filósofos » Filósofos siglo XX » Filósofos de Inglaterra

Locutores » Locutores siglo XX » Locutores de Inglaterra

Profesores » Profesores siglo XX » Profesores de Inglaterra

Sacerdotes » Sacerdotes siglo XX » Sacerdotes de Inglaterra

Traductores » Traductores siglo XX » Traductores de Inglaterra

Síguenos en